Cayó el precio de la soja argentina por la debilidad del mercado global

Las fábricas ofrecieron $ 2900 por tonelada para la zona del Gran Rosario, $ 100 menos que el miércoles pasado; en la Bolsa de Chicago las quitas rondaron los 3 dólares
Las fábricas ofrecieron $ 2900 por tonelada para la zona del Gran Rosario, $ 100 menos que el miércoles pasado; en la Bolsa de Chicago las quitas rondaron los 3 dólares
Dante Rofi
(0)
5 de enero de 2016  

En momentos en que el gobierno de Mauricio Macri espera que los productores vendan los cerca de 13 millones de toneladas de soja argentina remanente de la cosecha 2014/2015 para generar un mayor ingreso de divisas en el país, los precios internacionales de la oleaginosa se ubican entre los más bajos de los últimos ocho años y le quitan estímulo al comercio doméstico.

Ayer, las fábricas procesadoras ofrecieron $ 2900 por tonelada de soja con entrega inmediata sobre las terminales ubicadas en la zona del Gran Rosario, $ 100 menos que el miércoles pasado. "La caída de los precios externos y la recuperación del volumen negociado sobre el cierre de la corta semana pasada ejercieron presión negativa sobre la disposición a pagar de los habituales compradores", dijo la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), y añadió que el total comercializado no superó las 8000 toneladas, contra las 80.000 del miércoles.

La tónica negativa también se reflejó en los puertos de Bahía Blanca y de Necochea, donde los compradores propusieron 2700 y de 2650 pesos por tonelada de soja, $ 50 menos que en la rueda precedente. El FAS teórico (capacidad de pago) fijado por el Ministerio de Agroindustria fue de 2750 pesos por tonelada.

Por soja de la próxima cosecha no hubo ofertas abiertas, pero entre los operadores circuló como "posible" un rango de 205 a 207 dólares por tonelada, contra los 210 dólares que se llegaron a proponer en el cierre del segmento anterior. En el Mercado a Término de Buenos Aires (Matba), las posiciones enero y mayo perdieron US$ 3 y 2,20, mientras que sus ajustes fueron de 227 y de 212,50 dólares por tonelada.

El origen de la tendencia bajista estuvo en la Bolsa de Chicago, donde por segunda rueda consecutiva la soja cerró con saldo negativo. Al momento de fijar los ajustes, las pizarras mostraron quitas de US$ 2,48 y de 3,03 sobre los contratos enero y marzo, cuyos ajustes resultaron de 317,65 y de 314,53 dólares por tonelada. Los dos principales fundamentos bajistas fueron el derrumbe de las Bolsas en China -la caída de los indicadores llegaron hasta el 7%- y las lluvias que se registran en zonas agrícolas de Brasil, que favorecerían el desarrollo de los cultivos de soja y de maíz (como se amplía por separado).

Además, alentaron la liquidación de contratos por parte de los fondos de inversión especuladores el descenso de los principales indicadores bursátiles estadounidenses (el Dow Jones bajó un 1,58% y el Nasdaq, un 2,08%) y la firmeza del dólar frente al euro, que llevó la relación entre ambas divisas de 1,0868 a 1,0835.

Maíz y trigo

Las medidas de coyuntura doméstica (reducción a 0 de los derechos de exportación; devaluación del peso, y eliminación de los ROE Verdes) todavía mantienen firmes los precios del maíz argentino, en un contexto mundial bajista. Ayer, la exportación ofreció $ 1750 por cereal con entrega inmediata sobre la zona del Gran Rosario, sin cambios. Este valor quedó levemente por debajo del FAS teórico, que fue fijado por Agroindustria en $ 1796.

Para Bahía Blanca la demanda propuso US$ 142 por maíz para entrega durante el presente mes, US$ 2 más que el miércoles, y para Necochea, US$ 140, sin cambios.

El maíz de la nueva cosecha, con entrega entre marzo y abril, se cotizó a US$ 142 para Rosario, con una mejora de US$ 2. El cereal se mantuvo sin cambios para Bahía Blanca y para Necochea, en 143 y en 140 dólares. En el Matba, las posiciones abril y julio perdieron US$ 1,20 y 0,50, mientras que sus ajustes fueron de 142 y de 140 dólares por tonelada.

Por tercera rueda consecutiva, el maíz se negoció en baja ayer en Chicago, donde los fondos de inversión se desprendieron de 14.000 contratos, equivalentes a poco más de 1,77 millones de toneladas. Al cierre de la jornada, los contratos marzo y mayo del cereal perdieron US$ 2,85 y 2,76, en tanto que sus ajustes resultaron de 138,38 y de 140,74 dólares.

Acerca del trigo, los exportadores pagaron $ 1850 por tonelada disponible para Bahía Blanca, sin cambios. En el ámbito de la BCR, la demanda propuso US$ 130, casi sin variantes respecto de los $ 1700 vigentes el miércoles. Para Necochea la oferta fue de US$ 140. En tanto que en el Matba el contrato enero bajó US$ 1 y quedó en 133,50 dólares.

El trigo de calidad (ph 78 y un mínimo de 10,5% de proteína) se mantuvo estable, dado que los interesados propusieron US$ 175.

La posición marzo del trigo en Chicago y en Kansas perdió US$ 4,32 y 5,24, en tanto que su ajuste fue de US$ 168,38 y de 166,91. Así, acentuó la fuerte caída evidenciada en 2015 (como se amplía por separado).

Para el valor de los granos, 2015 fue un mal año

  • Tras el cierre de los negocios del 31 de diciembre pasado, la Bolsa de Chicago concluyó un muy mal año para el valor de los granos, afectados por abundantes ofertas globales y por la firmeza del dólar, que constituye una carga adicional para la mercadería estadounidense en el mercado exportador.
  • En el balance anual, el peor resultado lo tuvo el trigo. La posición marzo en Chicago y en Kansas perdió un 20,3 y un 25,2%, al pasar de US$ 216,70 a 172,70 y de 230,20 a 172,14 por tonelada. Para la soja, la caída de los contratos enero y marzo fue del 14,5 y del 15,7%, al pasar de 374,52 a 320,13 y de 376,08 a 317,56 dólares. Y en cuanto al maíz, los contratos marzo y mayo bajaron un 9,6 y un 10,2%, al variar de 156,29 a 141,23 y de 159,74 a 143,50 dólares.

Por: Dante Rofi
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.