La importancia del buen trato al ganado

(0)
24 de septiembre de 2005  

VICUÑA MACKENNA.- La necesidad de mejorar la calidad de la carne y reducir las pérdidas económicas originadas en el maltrato de la hacienda, motivaron al frigorífico Quickfood a editar el video "Producir respetando el bienestar animal", que el sábado pasado fue presentado ante unos 600 productores en la localidad de Vicuña Mackenna, Córdoba.

El encuentro tuvo lugar en la estancia Cayugüé, de Héctor y Alberto Laborde, y contó con la participación de Marcos Giménez Zapiola, responsable y protagonista del video en donde se enseña a manejar la hacienda sin golpes ni gritos, para evitar los magullones que provocan mermas y rechazo de cortes.

Luego, Ignacio Iriarte analizó las perspectivas del negocio ganadero y Héctor Salamanco, director ejecutivo del consorcio exportador ABC, presentó el sistema de trazabilidad propuesto por la industria.

A su turno, el presidente de Quickfood, Luis Bameule, presentó un panorama de la ganadería, al tiempo que hizo referencia a las perspectivas de la empresa frigorífica que dirige (actual líder del mercado de hamburguesas, con una facturación de 583 millones de pesos en el último ejercicio, la mitad, por exportaciones).

"Pese al excelente mercado internacional que se presenta para nuestras carnes, tenemos la firme intención de seguir fortaleciéndonos localmente", afirmó Bameule. No faltaron las referencias a las medidas de control de precios impulsadas por el gobierno nacional que, según explicó Bameule, generan incertidumbre para la concreción de las inversiones necesarias para exportar más y abastecer sin problemas al mercado interno.

La jornada fue abierta por Eduardo Jensen, director y gerente de hacienda de la compañía, quien comentó que la empresa realiza periódicamente una puesta a punto de los conocimientos del sector, contribuyendo a la capacitación permanente de técnicos y productores.

Jensen mencionó además que en el auditorio se encontraban presentes productores del sur de Córdoba y de las provincias de San Luis, La Pampa y Buenos Aires, así como profesionales del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) y de universidades nacionales.

Manso y tranquilo

Tanto desde el video cuanto en su charla con los asistentes, Giménez Zapiola destacó que la mejor receta en materia de bienestar animal es "respetar su naturaleza".

"Se sabe que el bovino es un animal de manada y de fuga", dijo Giménez Zapiola. Eso hace que evite quedarse solo, sensación que siente el animal que es separado del lote o que está en la manga para ser cargado a un camión. "Si uno consigue que los primeros entren tranquilos, los demás los siguen sin problemas", enfatizó, para añadir que se trata de animales mansos por naturaleza, que huyen ante el acercamiento de depredadores como el hombre o los perros.

Para el especialista, la mejor forma de manejar a los animales para cargarlos sin problemas es cambiando los palos o las clásicas picanas por banderas livianas y de colores claros que llaman la atención de los bovinos "y agrandan nuestra imagen".

Mediante el uso de banderas y llevando al lote con tranquilidad, al paso, y ofreciéndole una salida en la dirección necesaria, se evitan los golpes en las tranqueras, en la entrada de la manga y al subir al camión.

En el video, que la empresa puso a disposición de los interesados, se hace una clara referencia a las pérdidas económicas y de calidad que provocan el maltrato y las malas vacunaciones.

Se cita allí un trabajo de Alexis Alvarez, jefe de compra de hacienda de la planta de Villa Mercedes, quien determinó que en el último año hubo un rechazo del 6,5 % de los bifes angostos por no calificar para los mercados de mayor valor, como la Unión Europea.

La mayoría de los rechazos fue originada por malas prácticas en el manejo a campo y en el transporte. Los daños más relevantes se registran en el denominado cuarto pistola donde están los cortes de mayor valor comercial, como el lomo, los bifes ancho y angosto, cuadril y peceto.

Las heridas y magullones producidas en estos cortes por palos, picanas, tranqueras y hasta la puerta guillotina de los camiones, representan el 80 por ciento de las pérdidas. También los hematomas provocados por vacunas mal colocadas hacen perder un kilo por corte. Se estima que, en promedio, los cortes con defectos pierden el 50 por ciento de su valor.

Interés por parte de los productores

Los productores presentes en la estancia Cayugüé no permanecieron indiferentes a la propuesta de bienestar animal de Quickfood.

Preguntas sobre la manera de mejorar sus instalaciones para evitar golpes, cómo leer las caravanas sin usar el cepo o dónde conviene marcar a los animales, formaron parte del diálogo que mantuvieron con Giménez Zapiola.

Al término de la reunión, Jorge Ayello, productor y dirigente ruralista de Villa Mercedes, dijo a LA NACION que se trata de cambiar la cultura existente en cuanto al manejo de la hacienda, "erradicar perros, látigos y otros elementos".

Y expresó algo que, a su juicio, sería lo más importante: "El principal perjudicado es el productor, porque la mayoría de los magullones se sacan antes de pasar por la balanza. Entonces creo que hay que hacerles saber a los productores que la pérdida sale de su bolsillo".

Para Rubén Sarobé, de Lincoln (Buenos Aires); la iniciativa de la firma es "fantástica", y "no tan difícil de implementar" entre los ganaderos. "Creo que prenderá en los productores porque es algo importante y que además no requiere de ninguna inversión", agregó.

Guillermo Salvatore, de Vicuña Mackenna, destacó la importancia de acercarse al frigorífico a ver qué pasa con la faena. "Yo veía gente que se asombraba con el video, pero hay que controlar todo el proceso para cuidar del trabajo de uno", enfatizó.

Nury Muñoz, productora de la zona de Jovita, se sumó a las opiniones, al decir que hay que capacitar al personal porque a veces "se le va la mano" en el manejo de la hacienda, opinión compartida por Jorge Del Bosco, de Fraga.

Desde la comercialización de hacienda, Héctor Travaglia (Sampacho) y Gerardo Liaudat (Río Cuarto), enfatizaron también la necesidad de hacer tomar conciencia a los trabajadores de las ferias y a los transportistas para que extremen sus cuidados al respecto.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.