Lento derrotero para una ley de promoción