Persiste el mal humor en el agro

Carlos Marín Moreno
(0)
28 de octubre de 2000  

"Una firma dueña de varios acopios en la provincia de Santa Fe se desprendió del 20% del personal de cada planta y se esperan nuevos despidos", aseveró un productor de Rufino, en diálogo con su asesor. Para este empresario, independientemente de las últimas medidas económicas, "se viene un verano complicado" porque el sistema se ajusta por todos lados y porque el contexto general de no gobernabilidad complica las decisiones. "Es muy difícil concretar negocios ante tanta incertidumbre económica", se quejó.

El productor dijo que hace muchos años que no ve un mal humor tan generalizado como el actual en la comunidad y que el miedo de la gente lo angustia, porque todos los días hay noticias de firmas que desaparecen.

* * *

El otro elemento que complica el desenvolvimiento de las actividades es la precaria condición de la cadena de pagos. En algunas localidades "está sostenida con alfileres", según un mayorista de Buenos Aires, y los operadores tienen gran temor de quedar comprometidos con alguna venta a una firma en dificultades. Saben que un error en esa instancia, en el actual contexto de estrechez económica, se pagará muy caro en términos patrimoniales. La solución a la crisis agropecuaria no está a la vista ni es sencilla según el empresario: "Es distinta en cada caso particular y generalmente exige bastante tiempo para ver los resultados. Y no todos pueden esperar", concluye.

* * *

Mientras tanto, la primavera tarda en manifestarse en los campos de pastoreo; sólo en los últimos días comienza a verse el rebrote clásico de esta época, que había estado demorado por las bajas temperaturas y los días nublados de la primera quincena de este mes.

"Las pasturas no tiraron bien y muchos campos naturales siguieron pelados después de un invierno muy riguroso", afirma Víctor Llauró, que, además, observa muy poco maíz sembrado en las rutas 8 y 7, con un vuelco masivo hacia la soja que arroja dudas sobre la firmeza del precio de la oleaginosa durante la época de cosecha.

"Este año sobran bolsas y va a haber carry over de semilla de maíz", afirma el profesional, que advierte que "estamos encaminándonos hacia el monocultivo de soja en la Argentina, con todos los riesgos sanitarios y comerciales que este hecho genera".

* * *

El precio del girasol en el Mercado a Término no reacciona a pesar de que ya se tiene la certeza de que la reducción del área sembrada superará el 25%. "En un mercado -y en un año- normal, la confirmación de que el principal país productor reducirá su producción, en la magnitud señalada, hubiera catapultado los precios. Pero en el año actual, con un mercado internacional de aceites tan sobreofertado, los precios no responden a un estímulo tan fuerte como el que se está generando desde la Argentina", admitió un corredor de granos que ve a sus remitentes tradicionales muy desilusionados con el cultivo, que además muestra retraso en el ritmo de siembra respecto de igual fecha del año anterior.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.