Mercado de vacuno. Plaza firme por la escasa oferta