Buenos Aires: más municipios suben las tasas viales y crece el rechazo del agro

Los productores se quejan por la suba de las tasas y la falta de contraprestación
Los productores se quejan por la suba de las tasas y la falta de contraprestación Fuente: Archivo
Mariana Reinke
(0)
22 de diciembre de 2018  • 10:00

En medio de la suba de la tasa vial en más del 1200% en el partido de Luján, en otros partidos de la provincia de Buenos Aires también se vienen fuertes alzas para 2019, con aumentos que llegan hasta el 100%.

Para Pablo Ginestet, presidente de la Asociación Rural de Henderson (partido de Hipólito Yrigoyen) y prosecretario de Carbap, la suba que esperaba el sector era de entre "un 35/40% como mucho y eso era un aumento razonable". En ese partido, la suba irá del 34 al 94%, según la superficie del productor.

En el partido de Hipólito Yrigoyen existen 510 kilómetros de caminos rurales, donde el costo del kilómetro de mantenimiento al año es de alrededor 30 mil pesos (con un mínimo de cuatro arreglos al año). Sin embargo, son los productores quienes aportan el gasoil para que el municipio arregle los caminos.

"Los caminos están destruidos y hoy solo se gasta menos del 50%, en promedio, en caminos rurales", sostuvo Ginestet.

Con el aumento, el municipio recaudará más de 40 millones de pesos, una diferencia de más de 28 millones extra con respecto a 2018.

"Al no existir una morosidad importante de los contribuyentes, casi un 80% de los productores están al día en el ejercicio, pero hay 25 millones de pesos (de la tasa) que quedan para otras cuestiones que no tienen que ver con el objetivo de la tasa que pagamos", dijo.

"El estado de los caminos rurales es calamitoso", se quejó Fernando Reynolds, productor de Pehuajó, que también trabaja en Henderson.

Más aumentos

Arnoldo Mazzino es de Salliqueló, donde el incremento de la tasa será del 53% (280 pesos por hectárea). Allí, los ruralistas insisten en que la tasa es elevada para la zona porque, además, no se presta el servicio. Para llegar a ese número, el municipio tiene en cuenta un mix: mano de obra del empleado municipal, el kilo de carne y el precio del gasoil. "Nosotros propusimos que consideren solo el incremento de la mano obra", explicó.

"En 2018, solo un 40% de 460 kilómetros de caminos rurales se mantuvieron. Con cerca de 20 millones de pesos, más tres millones de pesos en concepto de guías, el propósito del tributo no se cumple", reclamó Mazzino.

En 2017, Daireaux fue afectada por una gran inundación y la red vial colapsó. Sin embargo, este año 50 kilómetros de caminos rurales se mejoraron con un alteo. El partido tiene cerca de 1170 kilómetros.

Allí, el aumento de la tasa está en tratamiento, donde el FPV pidió un 38% y la oposición (Cambiemos), con mayoría en el Concejo Deliberante, propone un 30%.

"Es el segundo partido más caro de la provincia, van a recaudar más de 70 millones de pesos en tasas viales y solo se derrama en caminos viales en un 50%, el resto no se sabe", afirmó Fernando Biain, productor.

Por su parte, el partido de General Pueyrredón es el distrito más caro de la provincia. Esteban Area, presidente de la Sociedad Rural de Mar del Plata, contó a LA NACION que en su distrito la situación es crítica.

"En mayo pasado, con la excusa de mejorar los caminos las tasas aumentaron un 500%, pero la contraprestación nunca apareció", dijo. En 2018 se llegó a pagar por hectárea 520 pesos, con una recaudación de 54 millones de pesos. En el partido lindante, Balcarce, los productores en cambio pagaron este año 120 pesos.

Para el año próximo, con un 50% de suba, la tasa alcanzará los 780 pesos por hectárea e ingresarán al fisco municipal $80 millones. "Este año, la mayor parte de los 600 kilómetros de caminos rurales nunca vieron una champion", afirmó el dirigente de la Rural de Mar del Plata.

En Pergamino, con 3000 kilómetros de caminos rurales divididos en 12 distritos, estos se destacan respecto de otros lugares donde están en mal estado. Así lo contó Alejandro Calderón, presidente de la Sociedad Rural local. En 2018 allí la tasa fue de 250 pesos por hectárea y para 2019 está previsto un aumento del 40% (como las tasas urbanas), con lo cual la tasa pasará a $350 por hectárea.

"Si bien solo el 55% de la tasa de red vial se destina a caminos rurales (el resto va a rentas generales), desde hace más de diez años que la reparación está a cargo de consorcios rurales integrados por productores", indicó.

Calderón comentó que, desde que funciona este sistema, el mantenimiento es el adecuado, pero al trabajar con lo recaudado del ejercicio vencido, el 2019 va a estar complicado porque "este año fue difícil y la tasa de cobrabilidad ha bajado de manera considerable". Agregó: "Los recursos van a ser escasos y los costos de este año se fueron a las nubes".

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.