Se espera un serio apoyo al agro desde el Gobierno

El sector rural se mueve entre la prudencia y la desconfianza
(0)
24 de mayo de 2003  

CORDOBA (De nuestra corresponsalía).- Los productores que visitaron AgroActiva esperan, unánimente, que el gobierno que asume mañana apoye en serio al campo y comience su gestión planteándose una disminución de las retenciones agropecuarias en un plazo más bien cercano.

En el sector no se advierten ni grandes entusiasmos ni grandes decepciones, en todo caso una actitud ambivalente que oscila entre la prudencia y la desconfianza. No obstante, como es propio de la naturaleza de los hombres de campo, prevalece una discreta esperanza respecto de que no cambie abruptamente la mano para la producción agropecuaria.

José María, Salvador y Marcelo Brull y Raúl Depetris integran una empresa familiar que trabaja 1100 hectáreas en la zona de Pilar y Laguna Larga, en el centro de Córdoba. Se fueron juntos a ver las máquinas de AgroActiva, animados por las ganas de encarar la compra de una cosechadora.

Marcelo resume lo que los cuatro quisieran ver de la administración que inaugurará mañana Néstor Kirchner: "Que trate de no apretar tanto a los sectores productivos como el campo porque la base de la recuperación del país está en que puedan seguir trabajando y creciendo".

Sembradora

Reynaldo Casalis viajó desde Santa Clara de Saguier, provincia de Santa Fe -lejos del drama de las inundaciones-, porque "ando necesitando una sembradora de granos gruesos y por eso estoy recorriendo con intención de comprar", cuenta, en el stand de la fábrica cordobesa Ascanelli. Para Casalis hay muchos impuestos, como las retenciones, que tal vez hacen falta para ayudar a gente muy necesitada, pero que habría que pensar en bajarlas. Daniel Ruiz Luque, padre e hijo, son productores CREA de la zona de Costa Sacate. "Hay mucho y muy interesante sobre agricultura de precisión en la muestra", apunta el hijo.

Ruiz Luque padre agrega: "¿Qué espero del nuevo gobierno? Que apoye al campo, que es la actividad más importante que tiene el país. Que no nos aprieten tanto con los impuestos, incluidas las retenciones y con ganancias, que es una barbaridad lo que se ha gravado".

El hijo está convencido de que cuando se bajan los impuestos "se incentiva la producción y, después, el Estado va a recaudar más porque va a haber más producción. El campo ha demostrado cómo sabe reaccionar, en el acto, no especula".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.