Emprendedores rurales. Un oficio con buena energía