Chile da vía libre a Aerolíneas, pero Recalde critica a LAN

En el país vecino dan "la bienvenida" a la línea de bandera; el hombre de La Cámpora acusó a los chilenos de practicar dumping
José Hidalgo Pallares
(0)
31 de agosto de 2013  

Mientras las autoridades argentinas y chilenas parecen empeñadas en poner paños fríos al conflicto entre LAN y el gobierno nacional por el desalojo del hangar que la aerolínea utiliza en el Aeroparque, el presidente de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde, volvió a agitar las aguas al acusar a LAN de practicar "dumping" de manera regular.

Un día después de que el Gobierno le pidiera a LAN que interceda ante las autoridades de Chile y Brasil para que Aerolíneas Argentinas pueda empezar a cubrir vuelos de cabotaje en esos países -de los que es originario Latam Airlines, el holding controlante de LAN Argentina-, el ministro de Hacienda chileno, Felipe Larraín, dijo en una entrevista en televisión: "Tenemos la política de tratar a la inversión extranjera igual que a la inversión local. No discriminamos y eso mismo es lo que racionalmente solicitamos". Y añadió: "En Chile sí se pueden realizar vuelos de cabotaje. Bienvenida sea Aerolíneas Argentinas si quiere entrar a competir en este mercado".

El jueves el canciller chileno, Alfredo Moreno, se pronunció en el mismo sentido y añadió que entre 2004 y 2008 Aerolíneas del Sur, una subsidiaria de Aerolíneas Argentinas, cubrió rutas internas en Chile y dejó ese país "voluntariamente".

Según el presidente de LAN Airlines, Ignacio Cueto, "es muy viable que cualquier línea aérea extranjera o cualquier persona que quiera hacer una línea aérea pueda hacerlo en Chile, es un trámite bastante rápido y simple". El jueves Cueto y el viceministro de Economía, Axel Kicillof, mantuvieron una reunión que ambos calificaron de "cordial" y en la que Kicillof le aseguró que el Gobierno no tiene interés en que LAN deje de operar en la Argentina.

En este contexto, el presidente de Aerolíneas Argentinas dijo: "El dumping es una herramienta regular que utiliza LAN en todos los países donde que se instala". Recalde, que en un video difundido esta semana reconoció haberle pedido a la presidenta Cristina Kirchner que le quitara a LAN permisos para cubrir vuelos internos, dijo también que le sorprendió "la reacción en defensa de una empresa privada que le va bien".

Video

Según LAN, si el Organismo Regulador del Sistema Nacional de Aeropuertos (Orsna) la desaloja del hangar que utiliza en Aeroparque -medida que se encuentra suspendida por una decisión de la Justicia- sus operaciones internas se tornan "inviables". Al respecto, Recalde dijo que LAN "no debería haber amenazado con despidos de puestos de trabajo de argentinos" y añadió que es necesario hacer obras en la terminal aérea, "por lo cual es una lástima que medidas cautelares frenen el progreso y desarrollo, que no es para Aerolíneas Argentinas, sino para todas las líneas". En LAN decidieron no hacer comentarios sobre las declaraciones de Recalde.

El jueves, en una conferencia de prensa, el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, expuso el pedido del Gobierno a Cueto: "El gobierno nacional ha solicitado a la empresa Latam que contribuya a la reciprocidad con sus dos países de origen, Chile y Brasil, para que se autorice a Aerolíneas Argentinas a realizar operaciones de cabotaje y que también se le proporcionen hangares en sus principales aeropuertos", dijo.

Ese pedido fue muy criticado por personas del sector aeronáutico, que resaltaron que LAN Argentina, si bien subsidiaria de Latam, es una empresa nacional, con aeronaves matriculadas en el país, permisos concedidos por el Estado y personal argentino. Para voceros gremiales y expertos del sector, el pedido de reciprocidad es "improcedente".

El secretario gremial de la Confederación Argentina de Trabajadores de Transporte (CATT), Jorge Pérez Tamayo, dijo que los vuelos que pide Randazzo "sólo se pueden llevar a cabo si nuestra nación adhiriera a una política de «cielos abiertos» con Chile y con Brasil, para lo cual se debería modificar previamente el Código Aeronáutico".

Una política de cielos abiertos, según explicó Fernando Dozo, que dirigió Aerolíneas del Sur entre 2004 y 2006, implica que una aerolínea que cuente con una base operativa y las autorizaciones necesarias puede volar sin restricciones en los países signatarios del acuerdo. Dozo señaló, sin embargo, que la Argentina se viene oponiendo a la política de cielos abiertos que se ha propuesto en la Comisión Latinoamericana de Aviación Civil (CLAC).

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.