El sector vitivinícola, dividido por las negociaciones en curso del Mercosur con la Unión Europea

Crédito: Shutterstock
(0)
20 de junio de 2019  • 23:43

Ante un eventual acuerdo de libre comercio entre el Mercosur y la Unión Europea con arancel cero inmediato, el sector vitivinícola se encuentra dividido en dos. Por una lado, una parte del sector manifestó hoy su apoyo al Gobierno Nacional en las negociaciones en curso, mientras que otro advierte con preocupación que la negociación bilateral afectará las posibilidades de desarrollo del sector.

En un comunicado difundido esta noche, Bodegas de Argentina -cámara que agrupa a más de 250 bodegas de todas las provincias vitivinícolas- afirmó que el "acuerdo potenciará las exportaciones de vino Argentino a la Unión Europea, principal mercado de exportación luego de los Estados Unidos".

"Creemos que con la firma de un acuerdo de cero arancel entre ambos bloques, Argentina será beneficiada", aseguró el director ejecutivo de la entidad, Juan Carlos Pina. Según el directivo, "el principal obstáculo a la exportación de vino argentino a Brasil es la carga tributaria sobre el vino, no la potencial importación de vino europeo". Y agregó: "Este acuerdo es fundamental, ya que el futuro del vino argentino es la exportación, como lo es hoy para nuestros competidores del Viejo y Nuevo Mundo".

No obstante, COVIAR - la Corporación Vitivinícola Argentina que reúne a toda la cadena de valor del sector-, advirtió en un comunicado difundido ayer "serios riesgos si no se establece un proceso de convergencia arancelaria progresiva". Asimismo desde el ente destacaron que el acuerdo de libre comercio podría ser un gran paso para la industria argentina solo si contemplan las asimetrías de ambos mercados.

En la actualidad, la industria del vino exporta anualmente 200 millones de litros de vino embotellado por US$ 800 millones a más de 130 países, siendo este producto uno de los pocos que Argentina exporta al mundo en cantidades relevantes con alto valor agregado y marca propia", recordó el comunicado.

En ese sentido, Bodegas de Argentina, destacó que el país "logró posicionarse a principios de este siglo como un jugador global en un mercado sumamente competitivo, logrando convertirse en el octavo exportador de vino fraccionado del mundo".

Según un estudio técnico realizado por la entidad, con este acuerdo el vino argentino podrá potenciar su presencia en la Unión Europea, incrementando sus ventas principalmente a cinco países: Reino Unido, Alemania, Países Bajos, Dinamarca, Bélgica y Suecia.

As, la Argentina ganaría acceso al principal mercado de consumo de vino del mundo que importa anualmente 474 millones de cajas de vino de 9 litros, aportando hoy al país sólo 8,7 millones de las mismas.

El impacto en otras regiones

Los países que ya cuentan con acuerdos de libre comercio en vinos con la UE, como Chile y Sudáfrica, logran volúmenes de venta en algunos países que multiplican hasta 16 veces las exportaciones argentinas.

Chile, que tiene un acuerdo de libre comercio con la UE desde 2003, ha logrado duplicar desde entonces el valor de sus ventas, de 200 a 460 millones de dólares, a pesar de no contar con subsidios como si cuentan los países vitivinícolas europeos, resaltó el comunicado.

"Todos nuestros competidores están negociando ingresar a Europa sin arancel o ya acceden en estas condiciones; no nos podemos quedar atrás", concluyó Pina.

Con información deTélam

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.