Ensalada en lugar de un bife jugoso

Cristian Mira
(0)
4 de diciembre de 2001  

¿Una vegetariana promocionando la carne? Cualquier persona con sentido común diría que es un contrasentido. Pero la Secretaría de Agricultura, durante la gestión de Antonio Berhongaray, lo hizo. Eligió como embajadora de la carne argentina en el exterior a la bailarina clásica Paloma Herrera que confesó que prefería una ensalada de lechuga en vez de un bife de chorizo jugoso. El hecho se recuerda como uno de los mayores papelones de la promoción comercial. Y no pasará al olvido. Tampoco otros consejos de supuestos especialistas locales que sugirieron que había que decir en Europa que la carne argentina estaba libre del "mal de la vaca loca" cuando en el Viejo Continente se desató una ola de pánico por la enfermedad. Aunque la Argentina tiene una ventaja comparativa indudable, ya que el ganado se alimenta mayoritariamente con pasturas, importadores europeos recomendaron que no se transmitieran mensajes que aludieran a una enfermedad mortal. Tantos errores pueden obedecer a la falta de un trabajo de largo plazo, realizado con los aportes de empresarios, nutricionistas, publicistas, funcionarios del Gobierno, para asegurar que la carne siga siendo uno de los pocos productos que en el exterior se asocien con el nombre "Argentina". Hay otros países dispuestos a ocupar los espacios que, naturalmente, deberían ser abastecidos por los proveedores argentinos. El tiempo no espera.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.