Condicionan la venta de las acciones de YPF

Luego de una reunión con Roque Fernández, el presidente de la petrolera aceptó que el Estado se desprenda de hasta un 14,99% de sus tenencias en bloque; a cambio, Economía se comprometió a no modificar el estatuto de la empresa.
Luego de una reunión con Roque Fernández, el presidente de la petrolera aceptó que el Estado se desprenda de hasta un 14,99% de sus tenencias en bloque; a cambio, Economía se comprometió a no modificar el estatuto de la empresa.
Luis Cortina
(0)
25 de noviembre de 1998  

El Gobierno e YPFacercaron posiciones sobre de la venta del 14,99% de las acciones que el Estado aún posee en la compañía. Luego de una reunión que mantuvieron ayer el ministro de Economía, Roque Fernández, y el presidente de la petrolera, Roberto Monti, se acordó que la empresa no se opondrá a la venta en bloque de esas acciones, pero el ministerio "no requerirá ni propondrá ningún cambio en los estatutos sociales de YPF" antes de desprenderse de esos papeles.

El cambio, que puede parecer formal, aleja los temores del directorio de YPF(y de no pocos analistas privados del sector) sobre una eventual toma de control de toda la empresa por parte del comprador, con las consecuencias que esto podría tener sobre el mercado.

Según un comunicado emitido anoche por Economía, Monti "ratificó la disposición de la empresa para cooperar ampliamente con el Estado nacional durante la venta, en cuanto a la verificación de información pública de YPF", lo que en buen romance significa mostrar los números de la empresa a los potenciales compradores.

En el encuentro, del que también participaron el viceministro de Economía, Pablo Guidotti; el subsecretario de Bancos y Seguros, Alejandro Quiroga, y el vicepresidente de Finanzas y Control de YPF, Carlos Olivieri, los funcionarios se comprometieron a que la venta "se condicionará exclusivamente al compromiso, por parte de quien resulte comprador de ese bloque de acciones, de mantener el domicilio social y fiscal de YPFen la Argentina, y al cumplimiento de las regulaciones en materia de defensa de la competencia".

Deciden los accionistas

Lo más importante, para los directivos de la petrolera, es que "será la voluntad de los accionistas la que decidirá sobre una eventual y posterior compra de acciones de YPFque exceda el 14,99%, de acuerdo con lo contemplado en el Estatuto" de la compañía.

Esa norma dice que si alguien quiere quedarse con más del 15 por ciento del paquete accionario está obligado a ofertar por toda la empresa y con dinero en efectivo. De esta manera, se trató de evitar la concentración de la propiedad de una empresa tan grande en pocas manos. El directorio de YPFse opone a cualquier modificación en ese sentido, sospechando que ésa era la intención del Gobierno para favorecer el ingreso de alguna petrolera extranjera como la española Repsol (la que más firmemente se mostró interesada hasta ahora). Tratando de hacer las paces luego de varios días de conflicto, Economía se comprometió a no imponer "ninguna condición que la pertinente mayoría de los accionistas de la compañía no entienda como favorable a sus intereses, y que el Estado mantendrá los derechos que le otorga la acción de oro ( golden share )".

Significa que, aunque posteriormente el Estado venda el 5% restante de sus pertenencias en YPF, mantendrá la posesión de una acción que le concede poder de veto sobre cualquier decisión estratégica de la empresa.

Interesados

Según fuentes de Economía consultadas por La Nación , a las ya conocidas interesadas en el paquete (Repsol, ENI, de Italia, Mobil, de EE.UU.) se agregaron varias firmas que están consultando al banco de inversión Salomon Smith & Bartney para anotarse en la carrera.

La intención del Gobierno al vender en bloque es conseguir una recaudación mayor (se calcula en torno de los 2800 millones de dólares) que si dispersara las acciones en el mercado.

Pero este criterio fiscalista se contradice con el que primó en el momento de la privatización original de la compañía.

"Economía debería partir el bloque en paquetes, y que le conceda una porción mayor al que más ofrece", opinó ayer el vicepresidente de Perez Companc, Oscar Vicente.

Esta petrolera ya tiene un 3 por ciento de las acciones de YPF, e integra la lista de interesados en agrandar su porción.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.