Continúan los cruces por la falta de gas: "De Vido nunca me quiso", dijo Urtubey

Sigue la disputa entre el Gobierno y el gobernador de Salta; el Enargas emitió un comunicado refutando los reclamos del mandatario provincial
(0)
7 de julio de 2011  • 17:19

Otro capítulo se escribe hoy en la novela que protagonizan el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, y el Gobierno representado por el Enargas, por el faltante de gas en esa provincia del norte argentino.

" (Julio) De Vido nunca me quiso", expresó el gobernador Juan Manuel Urtubey respecto a la relación que mantiene la Provincia con el Ministerio de Planificación de la Nación, agregando que "el hecho de que en Salta no exista un alcahuete del gobierno nacional tiene sus costos, los cuales se ven traducidos en las demoras de inversión y envíos de fondos para obras como el gasoducto de Cobos a La Lagunilla, la autopista de Orán-Pichanal en la ruta nacional 50 y viviendas, todas retrasadas". Las declaraciones las efectuó hoy en el programa Despertar de la FM 89.9, cuyo director Martín Grande señaló que el faltante de gas comenzó luego que en el precoloquio de IDEA se conoció que el gobierno provincial estaba pagando las multas para que las industrias y las mineras no suspendan personal.

Urtubey en el reportaje señaló la necesidad de comenzar a impulsar el consumo de energía eléctrica en reemplazo del gas, debido a que el mundo se perfila en ese camino. Sostuvo que por lo menos el 80 por ciento de los consumidores de garrafas las compran para cocinar, por lo tanto habrá que considerar la mutación de las mismas a los anafes y hornos eléctricos y explicó que una familia tipo que consume 45 pesos por mes de garrafa pasará a consumir los primeros 20 meses 35 pesos, para amortizar los gastos del equipamiento, y luego solo 15 pesos.

El gobernador había acusado al ente por la falencia que sufre su provincia en medio del frío invernal, y presentó un amparo ante la Justicia, que ordenó a Enargas y a TGN restituir el servicio a los hogares. El interventor del organismo le devolvió la pelota al decir que los problemas se desencadenaron por una obra sin finalizar por parte de la administración provincial.

Entonces, Urtubey reclamó por la demora de "seis meses" en la autorización del Ministerio de Planificación para la ejecución de la obra Cobos Lagunilla. Además, aludió a la espera de "tres meses" para autorizar la provisión de gas en una nueva urbanización de en El Huaico, en la zona norte del departamento Capital. "Fue otorgada recién el 13 de abril de 2011", acusó el gobernador.

Por su parte, el Enargas aseguró que procura garantizar el suministro de gas natural por redes a los usuarios residenciales de Salta Capital y alrededores "aguardando la habilitación de la obra de ampliación de ductos que respaldará con presión, de forma definitiva", el servicio en la zona.

Hoy, el ente había difundido un comunicado en el cual afirmaba que "resulta imprecisa la mención o apreciación del gobernador respecto de que para el inicio de esa obra fue necesario esperar tres meses la aprobación de Enargas, ya que como bien consta del expediente 17.297 aludido por esa autoridad Provincial, no surgen del mismo demoras atribuibles a este Organismo".

La respuesta constituye un nuevo cruce entre el gobernador, cada vez más lejano de la Casa Rosada, y el Gobierno.

"El plazo transcurrido se debió sustancialmente a que los peticionantes (distribuidora y provincia), habían presentado en forma incompleta la documentación pertinente", continúa la misiva del Enargas. Y completa: "Esa gestión no ha sufrido demoras por parte de este organismo, ya que las actuaciones se han encontrado en permanente tramitación, con la consecuente aprobación en debido tiempo y forma".

Según la defensa del intervenido ente, "desde la última presentación realizada correctamente por los peticionantes, esto es el 17 de marzo de 2011, finalmente el trámite de autorización fue aprobado el 13 de abril de 2011, lo que significa que transcurrieron sólo 16 días hábiles y no tres meses, como desinformadamente manifestó el gobernador provincial".

El mandatario participó hoy del lanzamiento de la Expoagro 2011, que se hará en noviembre y en respuesta a consultas sobre sus diferencias con la Nación respondió: "A mí me eligieron los salteños para proteger los intereses de la provincia" y preguntado por qué no habló con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y recurrió a la Justicia Federal, afirmó que la primera mandataria no puede estar en todos los problemas y la vía elegida fue la correcta porque el problema ya se solucionó.

Faltantes en la industria satafecina

El presidente de la Federación Industrial de Santa Fe (Fisfe), Carlos Bertone, confirmó hoy que unas 300 empresas de la provincia fueron afectadas por los cortes de gas, aunque remarcó que algunas lograron el "mínimo técnico" que les permitió no tener que cerrar sus plantas. "Estamos haciendo un relevamiento y estimo que se repite bastante lo que sucedió en años anteriores. Cuando baja demasiado la temperatura hay una suspensión de los interrumpibles", expresó. Recordó Bertone que "antes se instrumentaban medidas como compras anticipadas, cupos adicionales como para abastecer a la industria". El directivo dijo que actualmente "hay menos restricción pero no hay una solución de cupos". "Creo que mejoramos por un lado pero la situación no es tan buena por el otro", señaló. "Esta situación se repite; cuando la industria crece entre el 6 y 8 por ciento, las restricciones son las mismas, y Argentina se debe a sí misma una política de pensar la materia energética de mediano a largo plazo y es imprescindible que lo hagamos", manifestó en declaraciones radiales.

Con la colaboración de Carlos F. Pastrana

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.