Controvertida inversión en los bosques del Sur