Aumentos por encima de la inflación. Costos laborales por las nubes