Cremas, condimentos, licores y tes, en una tienda con "aromas de autor"

Liliana Pagnotta creó Arkadia en 2000; hoy provee a los hoteles cinco estrellas
(0)
26 de abril de 2004  

Arkadia fue en la antigüedad una tierra mítica poblada por mujeres de gran belleza y un paraíso productor de hierbas. Hoy, Arkadia es también una tienda que, según su creadora, Liliana Pagnotta, elabora "aromas de autor" con recetas milenarias que se plasman en tes, cremas, condimentos, licores, jabones, popurrí y almohadas rellenas, entre otros productos.

La emprendedora, perfumista de profesión, define su empresa como una tienda botánica de delikatessen aromáticas. Pagnotta la creó en 2000 tras especializarse en el tema en una multinacional mayorista de té.

"Empecé con el tema de los aromas de chica, haciendo popurrís para mis amigas. Luego trabajé con Marta Harff y llegué al final a un mayorista de té. Esta última experiencia me permitió viajar por todo el mundo y especializarme. Pude estar presente en la recolección de incienso en Somalia", recordó la empresaria.

"Es algo que siempre me gustó, y tras visitar Europa y ver pequeñas tiendas de hierbas decidí abrirme y armar algo similar acá. Arranqué en un local de mi padre y poco a poco me fui armando", agregó.

Arkadia se lanzó al mercado con una oferta de tes a la carta, es decir, mezclas a pedido. Su primer cliente fue el Hotel Four Seasons, y en la actualidad abastece a todos los hoteles cinco estrellas del país con ese servicio. "Lentamente, los clientes fueron demandando más cosas y nosotros respondimos. Desde los spa y los hoteles nos empezaron a pedir que les aromaticemos todas las instalaciones, y así lanzamos almohadas rellenas relajantes, sales, aceites esenciales e inciensos. Las visitantes del local nos pidieron perfumes y cremas y también lo hicimos", señaló Pagnotta.

"Desde que empecé, me hice cargo de todas las fórmulas y combinaciones. Soy una apasionada del tema y las elaboro a partir de recetas del siglo XIX y de la época de persas y fenicios", afirmó la emprendedora, que en su local exhibe una colección envidiable de libros antiguos de recetas victorianas. Con una oferta definida y auténtica, la empresa llegó a clientes como el Hotel Sofitel y el spa Aqua Vita. En ambos casos se hizo cargo de perfumar las instalaciones y de proveer té. También logró su lugar en tradicionales confiterías, como Las Violetas, e ingresó en el negocio de los regalos empresariales.

Expansión

El año último, la empresa, que emplea a 7 personas, facturó $ 220.000 y proyecta elevar esa cifra a $ 300.000 este año. Entre enero y marzo de 2004 lleva facturados más de 100.000 pesos.

Arkadia importa hierbas y té de China, India, Nepal y Turquía, entre otros países. La materia prima local la consigue a través de proveedores exclusivos que trabajan bajo estrictas normas de recolección.

"Nuestros productos son únicos como una obra de arte, porque las combinaciones son únicas y las hierbas, de primera calidad. Estamos elaborando un té hecho a base de oolong traído de Nepal y hierbas de nuestro país trabajadas por los incas", destacó Pagnotta.

Para profundizar este concepto -continuó- los próximos productos por importar son té de las rutas de la seda, té blanco y un darjeeling bio, que sólo es cultivado en dos jardines de la India. Luego vendrán hierbas y flores tradicionales como lavanda, manzanilla, menta y melisa.

"Lo que buscamos es crear un mundo infinito de posibilidades para satisfacer las necesidades, no sólo de productos sino del bienestar que aportan. Queremos honrar nuestro nombre, que también adoptó el conde de Anjou al crear la Sociedad Arkádica, un refugio secreto de poetas y herboristas perseguidos por la intolerancia religiosa", enfatizó.

La empresaria buscará llegar con más fuerza al consumidor final con la apertura de dos locales en el corto plazo. Actualmente está negociando con una importante aerolínea para proveer almohadas rellenas para relajar a los pasajeros y aromas para la sala VIP.

También está cerrando acuerdos con dos firmas de Chile y Uruguay, que le permitirían a la empresa concretar sus primeras exportaciones.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.