Dicen que habrá cesación de pagos si no llega el giro del FMI

Baldrich sostuvo que se "exigió" el envío inmediato de los 1264 millones de dólares
(0)
6 de diciembre de 2001  

El temor está. Si el dinero del Fondo Monetario Internacional (FMI) no llega a tiempo, la Argentina puede entrar en cesación de pagos en el corto plazo. Lo dijo ayer el ministro Domingo Cavallo en voz baja, lo ratificó después a LA NACION en forma anónima un integrante del equipo económico y el secretario de Hacienda, Jorge Baldrich, no lo desmintió al afirmar que la advertencia del titular de la cartera "contiene una gran dosis de realismo".

Anoche, cuando muchos funcionarios sufrían el comunicado del FMI que virtualmente suspendió el envío de los 1264 millones de dólares esperados por el país para hacer frente, a fines de este mes, a pagos de la deuda, Baldrich dijo a LA NACION que la Argentina "exigió" al directorio del organismo que enviara ese giro "cuanto antes". El funcionario admitió que no hay acuerdo sobre el efecto que pueden tener las medidas planteadas por el Gobierno para 2002 porque el FMI cree que la Argentina sufrirá otro año recesivo, mientras que Economía estima que se crecerá un 1,4 por ciento.

Tras la reciente visita de la misión del FMI, encabezada por Tomás Reichmann y John Thorton, Baldrich no descartó viajar a Washington para armar un nuevo programa con el Fondo que garantice la continuidad de los desembolsos. Por otro lado, advirtió que el pago al contado del aguinaldo dependerá de los ingresos impositivos de diciembre, que según las previsiones volverá a presentar una fuerte caída.

-¿Cómo interpreta el comunicado del Fondo?

-Lo esperábamos. Después de la caída de depósitos que hubo el viernes y de las medidas que tomamos, el Fondo debe ver cómo sigue esto y si la cuestión mejora. Quieren sentirse más seguros para desembolsar.

-Cavallo y Mestre dijeron que el dinero llegaría en unos días...

-No podemos sino demandar lo que queremos. Hoy (por ayer), el representante argentino ante el Fondo, Guillermo Zocalli, exigió que el dinero viniera lo antes posible. Creemos que hicimos el esfuerzo necesario.

-¿Pero cuando vendría el dinero?

-No lo puedo saber. Cuando el FMI advierta que las medidas que se tomaron para mitigar la salida de capitales genera un efecto positivo, les ayudará a tomar esta decisión.

-¿No fue desprolijo flexibilizar las restricciones de retiro de fondos a dos días de haberlas lanzado?

-No, al contrario. Es como cuando uno va manejando en una curva y se va a caer. Primero endereza el volante, como ocurrió el viernes, y después corrige el rumbo, como ayer.

-Pero el Fondo trabó el desembolso porque no cree que la Argentina vaya a crecer el año próximo.

-No es eso lo que trabó la negociación, sino las medidas del viernes. Ellos consideraron que fueron modificaciones importantes. Por supuesto que siempre hay diferencias de todo tipo en una negociación, y en este caso no hay acuerdo sobre el efecto que tendrán el año próximo las medidas que planteamos en el programa.

-¿Se enojaron porque no les anticiparon las medidas del viernes?

-Eso lo desmiento totalmente. Se les avisó y se conversó con ellos.

-¿Estuvieron de acuerdo?

-No quisiera hablar sobre eso.

-¿Empezará el nuevo año sin presupuesto?

-No, mandaremos el proyecto esta semana.

-¿Se eliminará el fondo de incentivo docente?

-No quisiera comentar eso.

-¿Van a pagar los vencimientos de deuda de diciembre con los fondos de AFJP y 1000 millones de ahorro en partidas?

-Eso integra un menú de opciones para el caso en que no lleguen los 1264 millones del FMI y los 400 millones del Banco Mundial.

-¿Cavallo dijo que puede haber default para impulsar a los tenedores de bonos a entrar en el canje esta semana?

-No es eso; se trata de aportar una dosis de realismo. Es una opinión de responsabilidad.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.