Se confirma la correlación: a más cepo cambiario, dólar más caro

En un cada vez más floreciente mercado negro, saltó de 8,08 a 8,27 pesos para la venta
Javier Blanco
(0)
20 de marzo de 2013  

El precio del dólar paralelo marcó ayer un nuevo récord, al cerrar para la venta a un promedio de $ 8,27, tras haber alcanzado un máximo de $ 8,30, un día después de que el Gobierno elevó del 15 al 20% el recargo que aplica a las compras con tarjetas de crédito en el exterior y decidiera además aplicarlo sobre la adquisición de pasajes o paquetes turísticos para salir del país.

La medida, que implica un nuevo paso en pos de perfeccionar las restricciones aplicadas desde fin de octubre de 2011 a las operaciones que no tengan por destino el cobro de exportaciones o el pago de importaciones, aceleró la tendencia a la depreciación que afecta al peso cada vez que se negocia fuera de los mostradores formales.

En el mercado negro se depreció 2,35% frente al dólar, al saltar de los $ 8,08 de la jornada previa a los $ 8,27 del cierre de ayer, aunque en un contexto de escasas operaciones.

Y en las transacciones formales de arbitraje de moneda, intermediando de activos financieros el tipo de cambio saltó hasta los $ 8,36 en medio de renovados rumores sobre posibles cambios en las normas que rigen esta actividad, para acotarlas más.

"Es sabido: más trabas existen, más se dispara el paralelo. No hay muchos negocios, pero los suficientes para marcar nuevos y más altos precios en un clima que lo favorece", confió un operador a la agencia Reuters.

Los nuevos máximos quedaron marcados en una jornada en la que las reservas del Banco Central (BCRA) retrocedieron en otros US$ 135 millones (de US$ 41,235 a 41.100 millones, según datos preliminares de ese organismo) para fijar un nuevo piso en el proceso de deterioro de esa estratégica tenencia que se ubica en niveles que no mostraba desde mediados de 2007.

Pero, en el contexto de la actual desconfianza hacia el peso, esa comparación muestra un agravante no menor: el stock nominal de reservas es el mismo de hace casi seis años, pero la cantidad de pesos creció más del 250% de entonces a hoy, al multiplicarse la base monetaria 3,55 veces (de $ 84.000 a 299.000 millones).

Y, si bien no debe establecerse una relación estrecha entre pesos en circulación y tenencia de divisas, parece claro que el proceso de deterioro que sufre desde hace años el balance del BCRA no es ajeno al actual clima de creciente desconfianza respecto de la salud y el futuro del peso.

Las acreencias del BCRA con el Tesoro, que en 2007 representaban 25% de sus activos, pasaron al 56% en 2012. "El grueso lo forman las letras que recibe a cambio de ceder reservas para pagar la deuda [29%] y los adelantos que financian el cada vez más pronunciado déficit fiscal [22%]", recordó un informe del Banco Ciudad. La contracara de este proceso es la pérdida de las reservas como cobertura eventual de los pasivos que emite esta entidad: el peso (vale recordar, el más popular) entre ellos.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.