El déficit fiscal de EE.UU. desata temores sobre el dólar