El negocio de exportar semillas, en auge por la sequía en EE.UU.

Crecieron los pedidos de firmas norteamericanas para que se siembre con el fin de abastecer ese destino; el mercado de este rubro ya facturó casi lo mismo que en todo 2011
Fernando Bertello
(0)
9 de octubre de 2012  

La sequía en los Estados Unidos se transformó en una inédita oportunidad de negocios para la industria semillera, que se dedica a la producción y exportación de semillas en contraestación. Desde hace varias semanas, el sector viene registrando lo que parece ser un boom de solicitudes para que aumente la siembra de cultivos como el maíz y la soja, con el fin de producir semillas para su posterior venta en el mercado norteamericano.

El dato fue confirmado a LA NACION por Miguel Rapela, director ejecutivo de la Asociación de Semilleros Argentinos (ASA). "Por efecto de la sequía en ese país, hay un notable incremento de los solicitudes para siembra. Todas las grandes compañías están aumentando sus pedidos", señaló Rapela.

Por la producción en contraestación, las empresas del rubro hacen aquí semillas para que después estén disponibles en el hemisferio norte en la implantación de la campaña siguiente. Es una especie de negocio a medida y a pedido que realizan multinacionales que operan con sus filiales, como Monsanto y Dow Agrosciences, entre otras, y también otras firmas locales que se profesionalizaron exclusivamente para explorar este segmento, como el caso de Satus Ager. Entre compañías multinacionales y firmas argentinas, es un grupo de diez empresas el que hace este negocio.

Con esta actividad se producen eventos (productos) ya regulados para su producción y comercialización en la Argentina, pero también otros que aún no fueron aprobados en el país. En este último caso, las empresas siguen un marco regulatorio que garantiza la no contaminación con cultivos locales y usan riego para estabilizar los rindes. La Argentina es referente mundial en este negocio y compite en él con Chile.

Según Rapela, el cultivo más demandado para su siembra en contraestación por parte de compañías norteamericanas es el maíz. Es entendible: además de sufrir una pérdida de unos 115 millones de toneladas en la cosecha de este cereal, Estados Unidos también registró una merma en la producción de semillas de maíz para la siguiente campaña. También hay una demanda para la siembra de variedades de soja.

Los números

El impacto en la facturación de las empresas de los pedidos para la siembra se va a ver en todo su esplendor en las exportaciones de 2013 hacia los Estados Unidos, ya que las empresas en la Argentina sólo están sembrando los cultivos en los próximos días.

No obstante, según datos oficiales relevados por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), en los primeros ocho meses de 2012 las exportaciones de semillas de maíz a los Estados Unidos producidas en la última campaña aumentaron en valor un 28% respecto de igual período de 2011. Crecieron de US$ 45,9 millones en enero-agosto de 2011 a 58,8 millones en el mismo período de este año. En soja, el negocio a Estados Unidos es más chico. Sin embargo, entre enero y agosto de 2012 aumentó en valor, contra igual período de 2011, un 133 por ciento, al subir de 2,24 a US$ 5,24 millones.

Al margen de los Estados Unidos, la Argentina es también un proveedor de semillas de maíz, soja, girasol, sorgo, trigo, arroz, cebolla y hasta zanahoria a casi una veintena de otros destinos, como Colombia, Venezuela, Paraguay, Uruguay, Holanda, Francia y Bélgica, entre otros países.

Si se considera toda la exportación de semillas, entre enero y agosto ya se vendió al exterior casi el mismo monto que en todo 2011.

Según los datos del Senasa, se exportaron semillas por 213,7 millones de dólares, cuando en todo 2011 el negocio representó 220,1 millones de dólares.

Para Rapela, el cierre de 2012 va a superar los 250 millones de dólares, lo que se convertirá en una cifra récord.

Si se comparan exclusivamente los ocho primeros meses de cada año, se puede observar que los US$ 213,7 millones de enero/agosto de 2012 significan un 50% más en valor que en igual período de 2011.

En cuanto al negocio en toneladas, en lo que va de 2012 también se registró un aumento. Fue de 14%, al trepar de 69.926 toneladas de enero/agosto de 2011 a 79.575 toneladas este año.

Para comparar, en el año completo de 2011 se colocaron 132.943 toneladas.

Negocio en alza

Los números de la exportación de semillas

  • 213,7

    millones de dólares

    Es lo exportado en valor por semillas en enero/agosto de 2012, entre todos los destinos
  • 50

    por ciento

    Aumentó el negocio versus igual lapso de 2011
  • 67,09

    millones de dólares

    Significó en enero/agosto de 2012 la venta de semillas de distintos cultivos a los Estados Unidos
  • 55,2

    millones de dólares

    Fue la venta de semillas al mercado norteamericano en los primeros ocho meses de 2011
  • ADEMÁS

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.