El Senasa permitió la importación de carne de Uruguay

Prevén mayores bajas de los precios
Prevén mayores bajas de los precios
(0)
30 de agosto de 2001  

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) firmó un convenio recíproco con las autoridades sanitarias uruguayas para permitir la importación de carnes deshuesadas y maduradas con hueso desde ese país rioplatense.

"Fue un comercio habitual entre los dos países hasta antes de la reaparición de la fiebre aftosa, entonces sólo había que arreglar las condiciones de certificación -que la carne no provenga de menos de 25 kilómetros de un foco- para continuar con la tradición", expresó el jefe de gabinete del Senasa, Horacio Madou.

El derrumbe registrado en las últimas semanas en los precios de la hacienda y de la carne en la Argentina en concordancia con una demanda deprimida, abre interrogantes sobre la conveniencia de importar carne desde Uruguay.

"Hay un frigorífico en ese país que es de capitales argentinos y es posible que pudiese querer hacer negocios de las dos orillas", dijo Madou.

En rigor, las exportaciones de carnes son el principal generador de divisas para Uruguay que vende en el exterior un 50% de su producción por más de 479 millones de dólares anuales. En cambio, el sector de la exportación en la Argentina ocupa sólo un 15% de la faena total.

"De todos modos no creo que haya un aluvión de carne uruguaya", opinó Madou, y expresó que aún no había recibido quejas de entidades locales por la decisión. Así, la Argentina será el primer país en recibir carne con hueso de ese país tras la reaparición de la fiebre aftosa.

El presidente de la Asociación de la Industria Argentina de la Carne (AIAC), Héctor Salamanco, admitió que podría haber una depresión aún mayor de los valores de la hacienda."Uruguay tiene una elevada presión para exportar su producción y si agregamos a la oferta argentina cortes de países limítrofes, es posible que los precios bajen aún más", opinó. Si en Uruguay la carne es más barata es lógico que genere una mayor oferta en el mercado local, argumentó.

El directivo expresó su adhesión a la decisión del Senasa. "Creo que tenemos que ser coherentes y si el riesgo epidemiológico es aceptable hay que permitir las importaciones." Uruguay padeció el rebrote masivo de la fiebre aftosa unas semanas después de que el gobierno argentino reconociera la existencia de la enfermedad en el país. Las autoridades uruguayas consideraron que el virus provino de la Argentina.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.