El deporte busca gente que lo gestione

La alta competencia exige profesionales
(0)
29 de enero de 2002  

MADRID (ABC).- En los años 60, con la creación de instalaciones deportivas en los distintos municipios españoles, comenzó una incipiente demanda de personal calificado para dirigirlas. Pero el verdadero boom se produjo con la celebración de las Olimpíadas de Barcelona en 1992, cuando quedó patente la cantidad de dinero que mueve la actividad deportiva. Surgió, así, la necesidad de contar con profesionales especializados en este sector.

Las escuelas de formación no tardaron en diseñar una oferta para crear directores y gerentes para estas entidades. Así nació la Escuela Superior Johan Cruyff, que dicta los cursos de graduado y de técnico especialista en gestión y dirección de empresas deportivas, de tres años de duración. Los programas tienen, entre otros objetivos, capacitar al alumno para adaptarse al cambio y a la innovación de empresas y organizaciones deportivas, trabajar en equipo, dirigir y gestionar, asumir responsabilidades y conocer la ética y la moral en los negocios.

"Con toda esta lección aprendida -explica Eduardo Sanz-, se puede acceder a un abanico amplio de posibilidades laborales: consultorías deportivas, compañías dedicadas al ocio y turismo deportivo, administración de empresas deportivas, dirección de marketing deportivo y realizar funciones como consultores de promociones y eventos, comentarista, dirección de importación y exportación de prendas deportivas y dirección de relaciones públicas."

Esta oferta pretende dar, a aquellas personas que han dedicado su vida al deporte, la oportunidad de adquirir los conocimientos teóricos y prácticos que les permitan seguir trabajando dentro de este sector, pero desde otra perspectiva: la dirección y la gestión. Sin embargo, no son los únicos destinatarios; también se inscriben personas atraídas por el deporte de competición, pero no practicantes, y que ven en este campo una posibilidad laboral.

Para Juan Castejón, jefe de estudios del Instituto Universitario Olímpico de Ciencias del Deporte (Iuocd), el gran interés que suscita obtener una formación para trabajar en la empresa deportiva se debe, entre otras causas, a los beneficios económicos tan positivos tras la celebración de los Juegos Olímpicos de Barcelona y, por otro lado, a que las marcas conseguidas han creado una mayor cultura del deporte y un ansia por mejorarlas aún más.

Para dar respuesta a esta demanda, el Iuocd creó, en 1989, el máster en administración y dirección del deporte. Este programa se estructura en cuatro áreas básicas: dirección, gestión económica y Recursos Humanos; aspectos jurídicos de la dirección deportiva; planificación y organización de actividades e instalaciones deportivas, y marketing deportivo.

Otro tipo de empresa

Lo cierto es que cada vez se diseñan más cursos dirigidos a este sector pero, ¿qué tiene de especial para que se realicen programas y másters especializados en la empresa deportiva? Según Félix Suárez, director del departamento de posgrado y consultoría de la Universidad Francisco de Vitoria, "este sector tiene muchas peculiaridades, como los aspectos fiscales y jurídicos o la forma de contratar a un jugador, que es distinta a la de cualquier otro empleado".

Por este motivo, el curso superior de dirección y gestión de entidades deportivas, impartido por esta universidad y la Fundación Real Madrid, cuenta, entre otras, con asignaturas como la economía, el derecho o la política en el deporte, las nuevas tecnologías, la ética, la dirección comercial o los Recursos Humanos aplicados al deporte.

Las demandas del Golf

El sector cuenta con una oferta muy específica para el mundo deportivo. Prueba de eso es el máster en Gestión de campos de golf, de la Escuela Autónoma de Dirección de Empresas (EADE).

"Las empresas relacionadas con el mundo del golf se mueven en un entorno de gran complejidad. Estas instituciones demandan directivos de sólida formación que posean capacidad de responder con creatividad a los nuevos retos del sector y de identificar y analizar los problemas, aplicándoles las soluciones adecuadas", afirma Gabriel Arrabal, coordinador académico de la EADE.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?