Entró en default. Celulosa Argentina no logró pagar una deuda de US$60 millones

La empresa había cerrado un canje con el 91,77% de los tenedores de esa deuda; el empresario dijo a LA NACION que reabrirán la operación para incorporar al 100%; José Urtubey (foto) es uno de los socios de la empresa, que es controlada por el grupo Tapebicuá
La empresa había cerrado un canje con el 91,77% de los tenedores de esa deuda; el empresario dijo a LA NACION que reabrirán la operación para incorporar al 100%; José Urtubey (foto) es uno de los socios de la empresa, que es controlada por el grupo Tapebicuá Fuente: Archivo
Esteban Lafuente
(0)
5 de diciembre de 2019  • 14:11

Una empresa argentina no logró pagar una deuda en dólares y entró en default. Se trata de Celulosa Argentina, controlada por el grupo Tapebicuá, que enfrentaba un vencimiento de US$60 millones de uno de sus obligaciones negociables nominada en moneda extranjera. La compañía abrió un canje para estirar esos vencimientos, pero un 8% de los tenedores quedaron fuera de la operación. Así, la firma quedó en situación de incumplimiento.

Celulosa Argentina notificó a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires la situación y expresó que no podría pagar la deuda que vencía hoy. "La Sociedad informa que no realizará el pago correspondiente a capital e intereses de las Obligaciones Negociables Clase 10, cuyo vencimiento operaba el 5 de diciembre de 2019", explica en la carta, que lleva la firma de Gonzalo Coda, responsable de Relaciones con el Mercado de Celulosa.

El vencimiento de deuda de las Obligaciones Negociables clase 10 de la empresa ascendía a US$60 millones. Previendo dificultades para hacer frente a ese compromiso, Celulosa Argentina había abierto un canje voluntario para estirar los plazos de pago. La operación ofrecía un nuevo papel -ON Clase 13- amortizable en seis años, sin quitas de capital o intereses ni cambio de tasas. Según notificó la empresa, que tiene como CEO al uruguayo Carlos Rodríguez, el canje alcanzó un 91,77% de adhesión. Los tenedores restantes no cobrarán su deuda.

En este contexto, desde Celulosa Argentina indicaron que harán una reapertura del canje, con la expectativa de lograr un 100% de adhesión que le permita a la compañía salir del default. "Esto permitiría aumentar el porcentaje de participación, lo cual resulta indispensable considerando la falta de acceso al financiamiento imperante como consecuencia de la crisis económica que atraviesa el país", indicó la empresa en su carta.

José Urtubey, uno de los directores de la compañía, se mostró optimista sobre el resultado de esta operación. "El canje fue exitosísimo, pero lo vamos a reabrir porque hubo muchos tenedores que nos solicitaron la reapertura. Con esta reprogramación, creemos que podremos contar con el 100% de adhesión", indicó el empresario, también vicepresidente de la UIA.

Según Urtubey, Celulosa Argentina está "muy sólida en términos económicos" pero "tiene problemas financieros, como le ocurre al 90% de las industrias argentinas".

" Muchas empresas se vieron perjudicadas por las políticas del actual gobierno y la falta de financiamiento productivo. En estos cuatro años se perdió el crédito, especialmente para capital de trabajo", planteó Urtubey, hermano del gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey.

Celulosa Argentina es una empresa que cotiza en la bolsa porteña y es controlada por el grupo Tapebicuá, una firma fundada por Douglas Albrecht, Juan Collado y José Urtubey.

Celulosa Argentina se suma a una lista de compañías locales con dificultades financieras, en un contexto de caída del nivel de actividad y cepo cambiario que limita el acceso a divisas. Como informó hoy LA NACION, la aceitera Vicentín, uno de los principales grupos agroexportadores del país, enfrenta demoras para realizar pagos por US$350 millones.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.