Favorece a Fiat la flexibilidad de los acreedores de Chrysler