La pobreza estructural afecta a casi seis de cada diez chicos en el país