La polémica

(0)
21 de diciembre de 2001  

-Cuando se altera la naturaleza surgen cosas como el "mal de la vaca loca", ¿puede pasar lo mismo con la biotecnología?

-Cuando se manipulan genes de una manera consciente se producen efectos predecibles porque uno sabe lo que está haciendo. Toda manipulación científica corre riesgo si se desvía por desconocimiento o por falta de ética. Con la energía nuclear se puede hacer una bomba y matar a mucha gente o impulsar la medicina molecular y hacer el bien.

-Usted habla de previsibilidad, pero apareció un gen desconocido en las semillas de soja RR.

-No era un gen, sino trazos de genes. Cuando muta un gen quedan rastros, pedazos que son absolutamente inocuos. Estaba probado y definido dentro de la aprobación que recibió Monsanto. ¿Qué función cumplían? Ninguna. No es que como consecuencia de alterar un gen se generaba otro y que si uno lo comía se transformaba en un monstruo de siete cabezas.

-¿Monsanto asesora a la Comisión Nacional de Biotecnología Agropecuaria?

-Sí, somos asesores externos. No participamos en los procesos decisorios. Están la industria privada, el Estado y las universidades. Es un organismo científico bastante independiente... No, bastante no: es independiente.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.