La UIA acudirá al Gobierno por el Mercosur e impuestos

Alejandro Rebossio
(0)
28 de mayo de 2003  

Sólo los superan los constructores. Los industriales seguramente aparecerían segundos si existiese un ranking de apoyo empresarial al flamante presidente, Néstor Kirchner.

No se cansan de respaldarlo. La Unión Industrial Argentina (UIA) fue la primera cámara sectorial que lo hizo, a poco de la renuncia de Carlos Menem a competir en la segunda vuelta electoral. Ayer, tras la reunión del comité ejecutivo y la junta directiva, la entidad aprovechó para destacar conceptos anunciados por Kirchner el domingo pasado en la Asamblea Legislativa.

La UIA confirmó que se encontrará la semana próxima con el ministro de Economía, Roberto Lavagna, y el jefe de Gabinete, Alberto Fernández. También le pidió una audiencia al canciller Rafael Bielsa, que conoció el domingo al presidente de la Unión Industrial, Alberto Alvarez Gaiani. Los industriales, que quieren conversar con Bielsa sobre el Mercosur, discutieron ayer sobre la necesidad de crear la figura de las salvaguardias (cuotas y aranceles) para proteger a un sector que sea dañado por la importación de otro socio del bloque.

En la actualidad, sólo se permiten salvaguardias contra mercaderías de países de fuera del Mercosur. La UIA reclama que la implantación de esta herramienta contra la competencia desleal no implique la eliminación de otras, como las medidas antidumping (contra la venta por debajo del costo) o las represalias contra los productos subsidiados. Una alta fuente de la UIA advirtió que ése es el trueque que ofrece Brasil.

La entidad fabril postergó el comunicado que planeaba difundir sobre este asunto esta semana para esperar la cita con Bielsa. En su lugar, redactaron el documento pro Kirchner, en el que se destaca la visión del Presidente del "Mercosur y la integración latinoamericana como parte de un proyecto político regional".

Los empresarios comenzaron a discutir sobre la reforma impositiva, como anticipo de la reunión con Lavagna, en la que esperan enterarse del proyecto oficial en ese sentido. Algunos prefieren una renovación integral del esquema tributario. Otros, algo más gradual. Unos piden la rebaja del IVA, y también están los que reclaman la eliminación de los impuestos distorsivos (a la ganancia mínima presunta y a los intereses).

La reunión de ayer en la UIA finalizó con una exposición del director de la Fundación Capital, Carlos Pérez. Los asistentes se entusiasmaron con la idea de Pérez de que el piso del dólar es 2,80 pesos. Algunos están preocupados por el efecto de una apreciación de la moneda nacional.

La mayoría de los industriales se mostró favorable a colaborar con el Gobierno. El documento destacó las expresiones de Kirchner en favor de "políticas de largo plazo", la "reconstrucción de un capitalismo nacional", las "políticas activas", el "mantenimiento del equilibrio fiscal" y contra la evasión. Un día antes, la Asociación Empresaria Argentina (AEA) había apoyado a Kirchner con un comunicado que destacó otras opiniones. Una minoría de socios de AEA intentó sin éxito que el texto también incluyera críticas al "cambio" que propuso el nuevo jefe de Estado.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.