La vuelta del ícono americano

Buscan lanzar la compañía a Internet sin descuidar sus raíces
(0)
26 de marzo de 2000  

Hewlett-Packard nació en un garaje hace 60 años y se transformó en un gigante. En los últimos años, su tamaño, la gran variedad de productos que ofrece y su estrategia débil para lanzarse a Internet comenzaron a jugarle en contra. Por eso, el año pasado, su hombre fuerte, Lewis Platt, decidió salir a buscar a una persona que hiciera que Hewlett-Packard (HP) enderezara el rumbo. Tras una búsqueda que incluyó a más de 200 candidatos entre los CEO de las compañías más exitosas, Carly Fiorina fue la elegida.

Era la primera vez que HP buscaba a alguien de "afuera" para tomar el timón. El hecho de que fuera una mujer pasó a segundo plano cuando se supo que la nueva CEO era Carleton Fiorina -Carly, como prefiere que la llamen-, la estrella que hizo crecer en forma explosiva la división de proveedores de servicios de Lucent Technologies y comandó la exitosa salida a la bolsa de esa compañía, en 1996, tras separarse de AT&T.

Sin respiro

En julio del año pasado se anunció su designación y de allí en adelante Fiorina no le dio respiro a la gente de HP. Se hizo un relanzamiento de la marca y ahora conduce la empresa con paso firme hacia los e-services, un concepto que engloba la oferta de la compañía para Internet.

Los analistas de Wall Street dicen que HPera la reina de las impresoras, pero que se estaba olvidando de la Red. Por eso sus directivos salieron en busca de Fiorina, que ya había dado muestras de tener claro en qué dirección marchan los negocios. La ejecutiva es muy medida para dar su visión del pase corporativo del año. "Me contrataron para cambiar muchas cosas y también para preservar muchas otras. El desafío es preservar lo mejor y reinventar el resto", dijo Fiorina a La Nación el martes último, en su breve paso por Buenos Aires.

-¿Qué pasos dará este año para llevar su compañía a la era de Internet?

-Cuando me hice cargo de HP impulsé un programa de 90 días para tomar decisiones estratégicas, alinear la organización para implementar esas decisiones, revisar la estructura, cambiar el mecanismo de compensaciones y relanzar la marca. Y lo hemos hecho. Ahora tenemos que bajar costos. Descubrimos que tenemos 1000 millones de dólares de más en costos por culpa de procedimientos duplicados.

-¿Cree que podrá devolver a HP el carácter de ícono americano?

-Si fuera sólo yo, le diría que no puedo, pero como esta reinvención depende de mí y de toda la gente de HP, tengo gran confianza en lograrlo, porque la gente entiende lo que significa el cambio. Nosotros estamos yendo de vuelta a las raíces para impulsarnos hacia el futuro.

Los pasos de Hewlett-Packard hacia el futuro sumaron esta semana el lanzamiento del HPGarage Program, que ofrece herramientas, servicio y hasta dos millones de dólares de financiamiento a las compañías de Internet.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.