Siguen paralizadas las operaciones de granos. Las firmas exportadoras están pagando los cereales uno a uno