Los cafeteros buscan depender menos de los cambios de precios