Los empleados de PepsiCo también están en conflicto