Los seguros, en estado de alerta por las medidas

Problemas para el pago de reaseguros
Silvia Stang
(0)
31 de diciembre de 2001  

El mercado de seguros se puso en un pie de alerta y advirtió que la estabilidad económico-financiera de las compañías corre riesgos, como consecuencia de las medidas de restricción al giro de fondos al exterior impuestas por el gobierno anterior.

Los operadores del mercado no ocultan su malestar por la reglamentación firmada por el superintendente Rubén Poncio, que fija cuáles son los requisitos para que se autorice el giro de fondos al exterior. La mayor parte de las compañías realiza transferencias para pagar los contratos a las compañías de reaseguro, a las que se les cede alrededor de un 20% de las pólizas tomadas en el país (aproximadamente US$ 1200 millones sobre una producción de US$ 6500 millones).

El porcentaje difiere en gran medida según el rubro de que se trate, siendo las pólizas de aeronavegación, vida previsional e incendio las que más dependen de esa cesión de primas.

El reaseguro es la operación por la cual las compañías “ceden” –vuelven a asegurar– parte de las pólizas vendidas a sus asegurados, a una empresa dedicada a esa actividad, para cubrir los riesgos. Ante un siniestro, parte de la suma por pagar está, a su vez, a cargo de esa entidad reaseguradora.

Hasta 1992, en la Argentina esas cesiones eran hechas obligatoriamente al Inder, la ex reaseguradora estatal. Pero en ese año se decidió la liquidación del instituto y se liberó el mercado. Actualmente, sólo existe una reaseguradora instalada en el país: General & Cologne Re, que concentra cerca de un 20% de los contratos. El restante 80% se deriva a reaseguradoras con sede en países como los Estados Unidos, Alemania, Suiza, España y Francia.

Restricciones

“Las normas que dispusieron para poder girar los fondos y pagar los contratos nos preocupan muchísimo. Si no cambia algo, nos vamos a quedar sin reaseguro”, explicó a LA NACION Roberto Sollito, titular de la Asociación Argentina de Compañías de Seguros. El directivo agregó que no se conoce ningún caso de pago de reaseguros que haya podido concretarse desde el 3 del actual, día en que fueron impuestas las limitaciones a las operaciones en efectivo y a las transferencias al exterior.

Luego de esa fecha, el Banco Central dispuso un régimen especial de transferencia para los pagos del reaseguro, pero fue la posterior reglamentación de la superintendencia, contenida en

la circular 4494, lo que crispó los ánimos del sector. Allí se establece que, para girar fondos, las compañías deben hacer una declaración jurada detallando los datos del contrato que origina el giro.

Pero los puntos que más irritan a los operadores son los que disponen el impedimento de tener fondos depositados en el exterior "con los que se pueda hacer frente a los pagos", y la obligación de que no existan compromisos exigibles por parte del reasegurador "que puedan ser compensados". Además, se exige que la declaración jurada sea suscripta por el presidente, el síndico o representante legal de la compañía, el auditor externo y algún profesional que dé "una opinión letrada" respecto de la legalidad de la operación.

"Es imposible que no existan fondos por compensar, porque esto es un negocio dinámico y constantemente se registran cuentas en favor de una y de otra parte", razonó el titular de una importante compañía.

La asociación advirtió, mediante un comunicado emitido el viernes último, que "la falta de pago de las primas en tiempo oportuno, que es lo que está sucediendo en estos días", provocará la caducidad de las coberturas, con la consiguiente desprotección del mercado". El escrito menciona que se han presentado recursos administrativos y advierte que la no contribución a los reaseguradores en los siniestros que se generen "puede desestabilizar la situación económico-financiera de las empresas".

Según el último informe oficial sobre reaseguros, con datos al 30 de junio de 2000, el 18,7% de las primas fueron cedidas. La dependencia es del 86,5% en las pólizas de aeronavegación; del 74,2% en vida previsional; del 56,6% en incendios y del 51% en responsabilidad civil. En los seguros de automotores, la cesión de primas ronda el 11 por ciento.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.