Según un estudio de Mercer Consulting. Moscú, la ciudad más cara del mundo