Polémica por el ahorro voluntario

Con una nueva ley, Chile comenzará en marzo la administración de estos fondos
Con una nueva ley, Chile comenzará en marzo la administración de estos fondos
(0)
27 de enero de 2002  

SANTIAGO DE CHILE (El Mercurio/GDA).- Con la libertad del consumidor como consigna, quedaron listas las reglas de juego que regirán a partir de marzo la administración y la inversión en ahorro previsional voluntario.

Las tres superintendencias del área financiera publicaron el jueves el reglamento que enmarca a una de las más importantes reformas al mercado de capitales: la posibilidad de hacer ahorro voluntario con fines previsionales en entidades distintas de las administradoras de fondos de pensiones (AFP).

La reglamentación de este tema se ve complementada en el área de las AFP con la aprobación el miércoles en el Congreso de la ley que permite a las administradoras previsionales ofrecer a sus afiliados cinco distintos fondos de pensiones (multifondos) con diferentes grados de inversión en acciones.

Las innovaciones definidas a esta forma de ahorro son varias e incluyen las diferentes alternativas que tendrá el ahorrante, el número de personas que pueden invertir, más recaudadores, posibilidad de traspasar los fondos de una entidad a otra y de retirar los fondos en cualquier momento.

La principal ventaja competitiva de la alternativa frente a otras formas de inversión existentes en el mercado es que los fondos que se destinen a ella se descuentan del impuesto a la renta en hasta 50 unidades de fomento (UF) mensuales o 600 UF anuales, según la manera en que tribute.

Hasta ahora existen US$ 206 millones en ahorro voluntario, y se espera que este monto crezca a tasas de dos dígitos por al menos los próximos 6 años.

Punto por punto

La primera gran novedad de la reglamentación es que se abre la administración -además de las AFP- a las administradoras de fondos mutuos, de fondos de inversión y de fondos para la vivienda, compañías de seguros de vida, bancos e instituciones financieras, e incluso deja abierta la posibilidad de ingresar a otros actores, como las corredoras de bolsa.

La segunda innovación es admitir dentro del sistema no sólo a los afiliados a AFP, sino también a los trabajadores independientes y a quienes cotizan bajo el sistema antiguo, en el estatal Instituto de Normalización Previsional. Si es un independiente, deberá cotizar a través de una AFP. Si es un cotizante del INP, este organismo actuará como recaudador.

El tercer punto es que el cotizante podrá invertir en cuantos planes distintos desee y mover sus fondos como disponga. Como recaudadoras, las AFP y el INP cobrarán en pesos una comisión fija al cotizante en el primer traspaso, desde la recaudación a la administradora. Si luego desea mover su capital entre una entidad y otra, no tendrá que pagar ninguna comisión.

En cuarto lugar se encuentra la libertad de retirar todo o parte de los fondos cuando se estime conveniente y con cualquier propósito. Los retiros, eso sí, si se hacen antes de pensionarse deberán pagar un impuesto único que será un porcentaje del monto retirado y que en ningún caso será menor al 3 por ciento.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.