Por las tasas sube la deuda empresarial