Por los bancos, el dólar bajó a $ 3,90

Caen las reservas a US$ 9695 millones
Caen las reservas a US$ 9695 millones
Hugo Alconada Mon
(0)
28 de junio de 2002  

Los bancos, forzados por las nuevas restricciones dispuestas por el Banco Central (BCRA) en sus posiciones generales de cambios (PGC), comenzaron a desprenderse de parte de sus activos, lo que otorgó liquidez al mercado.

Las ventas de las entidades se hicieron sentir en la rueda mayorista y en el interior, donde los bancos ofrecieron dólares en cotizaciones más ventajosas, lo que llevó a que la divisa bajara en todos los segmentos.

La cotización por cuenta y orden del Banco Central cerró en $ 3,74 para la compra y 3,82 para la venta. La pizarra libre, en $ 3,82 y 3,90 para los tipos comprador y vendedor, respectivamente. También se redujo el precio en el Mercado Abierto Electrónico. Quedó en $ 3,772 para la punta compradora y 3,80 para la vendedora.

"Estuvo bastante tranquilo y eso se notó en el mayorista. Se operó mucho menos de lo común porque aflojó la demanda de los bancos, que se vieron forzados a desprenderse de divisas por el cambio en sus posiciones generales", dijo Carlos Liser, operador de Puente Hermanos.

La mayor liquidez podría prolongarse por dos semanas más. Según los plazos fijados por el Banco Central, las entidades financieras que registran excesos en sus PGC deberán regularizarlo en un 30% en 5 días hábiles, en un 70% en 10 días hábiles y totalmente dentro de 15 días hábiles.

La mayor presencia de los bancos permitió al BCRA terminar su intervención en los mercados con un saldo positivo para sus reservas de US$ 200.000 -que se suman a los US$ 33 millones recuperados anteayer-, en una rueda en la que la liquidación de los industriales de oleaginosas y los exportadores de cereales fue de US$ 26,3 millones.

Las reservas siguen en baja. Al martes pasado, último día informado por el BCRA, ascendía a US$ 9695 millones. Como parámetro, el programa monetario elaborado por la entidad contempla un piso "inamovible" de 9000 millones dólares.

El valor de referencia del BCRA se fijó en $ 3,8092, mientras que la rueda de futuro mostró una leve tregua. La posición vendedora para fines de julio en el Mercado Electrónico de Rosario (Rofex) operó en $ 4,18, mientras que para fines de septiembre se negoció en 5,10 pesos.

La tregua local, ajena a la tensión social y al ruido en las negociaciones con el FMI, coincidió con la recuperación de los índices del mercado brasileño. El dólar se negoció a R$ 2,85, la Bolsa de Valores de San Pablo subió 3,02% y el riesgo país, el segundo más alto del mundo, detrás del argentino, bajó a los 1640 puntos, aunque el gobierno anunció que la deuda pública equivalió en mayo al 56% del PBI.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.