Regresan las inversiones en consumo