Suscriptor digital

Se agrava la situación de un frigorífico

(0)
31 de marzo de 2000  

SANTA ROSA (DyN).- La crítica situación del frigorífico Carnes Pampeanas se agravó profundamente en los últimos días con el despido sistemático de más de 70 empleados que, sumados a los 22 del mes último, eleva a un centenar la cifra de operarios dejados cesantes.

Esta empresa que, el 29 de enero entró en cesación de pagos y el viernes 3 del actual inició su convocatoria de acreedores, sostiene además una deuda con más de 160 productores pampeanos y bonaerenses, y una delicada situación de morosidad ante distintas entidades bancarias.

Uno de los trabajadores despedidos, Héctor Méndez, denunció, a las puertas del frigorífico: "La empresa nos ofrece pagar el 50% de la indemnización para evitar los juicios" y denunció que "el gremio, en lugar de defender la estabilidad laboral, fue el encargado de elegir a las 72 personas que fueron despedidas la semana última".

Carnes Pampeanas, que opera con el nombre de Exportaciones Agropecuarias Argentinas SA y vendía gran parte de su producción a la cadena Carrefour, les debe 3.600.000 pesos a unos 160 chacareros, y en los telegramas de despido que les envió a sus operarios culpa de su lastimosa situación financiera a la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), que "mantiene con esta empresa una deuda de 5 millones de pesos por aportes de IVA no reintegrados".

Sin embargo, el secretario de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, Antonio Berhongaray, negó la veracidad de ese reclamo y aseguró que "en estos momentos la AFIP no mantiene deudas por reintegros fiscales con Carnes Pampeanas".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?