La crisis energética. Se complica el envío de energía desde Brasil