Contraste. Se disparan los precios en el Mercado Central, feudo de Moreno