Siguen las dudas por la línea aérea estatal

Aerolíneas espera para ver si se opone
Francisco Olivera
(0)
20 de mayo de 2003  

A casi un mes de que se dio a conocer, la idea oficial de crear una aerolínea estatal sigue empañada por demoras y cuestionamientos. El presidente Eduardo Duhalde había anunciado el sábado pasado que firmaría esa misma tarde el decreto. Luego, en el Gobierno anunciaron que lo haría dos días después. Y ayer se dijo que se concretaría pasado mañana.

La iniciativa prevé incorporar a los 850 trabajadores de LAPA en la nueva empresa, que funcionará como unidad de negocios de Intercargo, la empresa estatal de servicio de rampas.

"No pasa del jueves", confiaron en el Ministerio de la Producción. El decreto necesita de la firma del ministro de Defensa, Horacio Jaunarena, porque la Fuerza Aérea tiene el 20% de Intercargo, y de la aprobación del ministro de Economía, Roberto Lavagna.

Hasta ayer, en el Palacio de Hacienda preferían hacer silencio. Pero desde el Ministerio de la Producción, que conduce Aníbal Fernández, se preocuparon por aclarar que la idea entusiasma también a Lavagna, que estuvo entre quienes trabajaron en la medida.

La cuestión mantiene expectantes a los gremios. Por un lado, los sindicalistas reciben en todo momento mensajes positivos desde el Poder Ejecutivo. Pero impera también cierto escepticismo de quienes creen aún que la iniciativa fue sólo un globo de ensayo electoral imposible de sostener desde los números.

Ultimátum

Ayer, en algunos gremios empezaban a perder la paciencia. Si esta tarde no se firma, decían, es probable que se decida tensar un poco más la relación, con protestas incluidas.

Las dudas sobre la viabilidad del proyecto son compartidas en todo el sector. Y es quizá la razón por la que Aerolíneas Argentinas no haya emitido hasta ahora un opinión en voz alta. "Vamos a ver qué dice el decreto y después veremos qué hacer", decían ayer en la empresa, sin descartar presentaciones judiciales contra la creación de la nueva compañía. La línea que conduce Antonio Mata afirma que el pliego de privatización excluye al Estado de participar en el mercado.

Fernández se opuso ayer a esta postura: "El contrato dio exclusividad de explotación para Aerolíneas hasta los primeros 5 años en cabotaje y 10 en vuelos regionales, de modo que, a esta altura, no puede haber ningún problema", dijo el ministro en comunicación con Radio La Red.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.