Sin fondos frescos, el Gobierno buscará canjear deuda en 2011