Tener un mercado desdoblado siempre derivó en una crisis