Una actitud que no tiene precedente