Libertad de prensa en el mundo

(0)
2 de julio de 2019  

La libertad de prensa se encuentra hoy visiblemente amenazada en distintos rincones del planeta, según se desprende de los informes del Comité para la Protección de los Periodistas.

Hablamos de una libertad esencial, dado que sin la labor constante de los periodistas y los medios de comunicación la libertad de opinión puede desaparecer en la práctica.

En 2018, fueron víctimas de lamentables asesinatos que tuvieron que ver con el ejercicio de su profesión un 88% más de periodistas que durante el año anterior. Y el número de periodistas que estuvieron detenidos por sus opiniones y publicaciones, calificadas arteramente de "noticias falsas", también creció, triplicándose virtualmente: desde los nueve casos registrados en 2017 hasta los 28 casos detectados en 2018.

En particular, el Comité para la Protección de los Periodistas destaca algunos episodios de suma gravedad contra la labor de los periodistas producidos en Egipto, Tanzania, Arabia Saudita, Malta y Venezuela, países en los cuales, como consecuencia del autoritarismo que en ellos prevalece, la libertad de prensa está sufriendo embates por parte de quienes, desde los centros políticos y económicos de poder, le temen. Fundamentalmente porque a través de ella se lleva luz sobre no pocas situaciones oscuras que los poderes políticos buscan ocultarle a la sociedad.

Un ejemplo de la violación de la libertad de prensa se verifica en la Venezuela de Nicolás Maduro, donde desde hace casi dos meses la Guardia Nacional impide el acceso del periodismo a las sesiones de la Asamblea Nacional, sede del Poder Legislativo venezolano. Lo cierto es que, además de un ataque a la prensa, es un golpe al derecho de información del que debe gozar la población.

En las democracias, las libertades de prensa y de opinión forman parte de los derechos que, por definición, conforman la columna vertebral misma de la defensa de las libertades individuales. En los regímenes totalitarios, en cambio, la libertad de prensa suele ser reemplazada por la manipulación constante de la información, del modo en que sus gobiernos juzguen conveniente respecto de sus propias prioridades y objetivos, poniéndose así claramente de espaldas frente a la verdad cada vez que ello sirva a sus propias urgencias e intereses.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.