Solidaria noche de paz

El afiche que invita a ayudar
El afiche que invita a ayudar
(0)
23 de diciembre de 2018  

Las fiestas de fin de año están en puerta. Transitamos días de copas medio llenas o medio vacías, según cómo miremos. Con un tercio de los argentinos por debajo de la línea de pobreza, 8 millones de ellos niños, cuesta desentenderse de esa dolorosa realidad a la hora de celebrar. Todos, quienes más y quienes menos, pueden contribuir a que los festejos no se circunscriban al pequeño ámbito familiar propio.

Las convocatorias a ayudar adquieren muchas formas: ferias navideñas , venta de productos comestibles o tarjetas, donación de juguetes y mil y un gestos en los que la generosa creatividad se plasma cuando hay verdaderas ganas de acercarse a los demás. Porque no solo se trata de regalar objetos o alimentos, sino de estar, de acompañar, de compartir lo más valioso que tenemos, nuestro tiempo, para que nadie esté solo. Un buen ejemplo es "Una Navidad para todos". Con su campaña "La esperanza sos vos", una vez más y hasta el 6 del mes próximo, Cáritas invita a colaborar, hoy más que nunca, con sus valiosas obras. No hay mejor ayuda que la que se organiza y se sostiene en el tiempo.

Diciembre es cansancio, es desborde, es apuro, es estrés. Es corridas, cierres, efervescencia. Es mirar para adentro, pero es también encontrarse socialmente para brindar y, muchas veces, desencontrarse dolorosamente. Apropiémonos del espíritu de estas Fiestas y abramos el corazón al reencuentro. Probemos cómo sabe eso de superar las diferencias y celebrar una noche de paz, sin grietas ni divisiones, compartiendo la mesa, símbolo de unión. Ojalá podamos entusiasmarnos como para extrapolar estos sentimientos, más ampliamente, reconociendo la enorme riqueza que plantea la diferencia mientras construimos acuerdos y consensos, que es lo que demanda esta hora difícil a los argentinos de buena voluntad.

Afortunadamente, cuando los economistas nos hablan de una caída del consumo que golpea con fuerza, sabemos que la alegría auténtica transita por otros caminos. Apostemos al alza de la solidaridad y del amor generoso. La cristiandad celebra la llegada del Salvador, una esperanza que nos ilumina y nos vuelve a proponer, como cada año, acercarnos al hermano que sufre y compartir la riqueza de la entrega. De cada uno depende que sean muchos los que puedan vivir una feliz Navidad .

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.