Aeropuertos del futuro: cómo se adaptan para el aumento incesante de pasajeros

Con la aparición de nuevas modalidades de transporte, los aeropuertos se encuentran ante el desafío de mitigar el tráfico y sostener su modelo de negocios
Con la aparición de nuevas modalidades de transporte, los aeropuertos se encuentran ante el desafío de mitigar el tráfico y sostener su modelo de negocios Fuente: Archivo
Julia D'Arrisso
(0)
16 de octubre de 2019  • 12:08

Con la aparición de nuevas modalidades de transporte vinculadas a la tecnología, la forma de organizar las ciudades se encuentra en estado de cambio permanente y surgen problemáticas urbanas de tiempos modernos. En este contexto, los aeropuertos atraviesan una transformación: ante el incremento en la cantidad de pasajeros y la incorporación al sistema de movilidad de las empresas de redes de transporte (TNC por sus siglas en inglés), que funcionan a través de aplicaciones móviles, se modificaron los hábitos de uso del aeródromo, que afrontan a su vez, fuertes problemas de tráfico y cambios en los ingresos económicos que sostienen la terminal aérea.

El nuevo escenario obligó a los aeropuertos y a las empresas de transporte a repensar sus estrategias: desde agregar carriles exclusivos, modificar los estacionamientos y sumar nuevas utilidades a las aplicaciones móviles de transporte. Un ejemplo para graficar esta situación se encuentra en el aeropuerto Presidente Juscelino Kubitschek de Brasilia, operado por la empresa Inframerica, donde se está construyendo una plaza pick-up, un espacio frente a la terminal aérea que se convertirá en un lugar para que los pasajeros "descarguen" el tránsito de las rutas de embarque y desembarque. Desde ese área, los viajeros podrán esperar por vehículos de alquiler o autos de las aplicaciones móviles.

El director comercial de Inframerica, Ian Joels, le contó a LA NACION que el objetivo es disminuir el flujo de vehículos en el aeropuerto. Para dimensionar la problemática que atraviesa el aeropuerto de Brasilia, ejemplificó: "Los aeropuertos no estaban preparados para aumentar esta demanda de vehículos. Incluso con 15 carriles de tráfico en las carreteras superiores e inferiores terminan atascadas. En la plaza pick-up un carril será exclusivamente para el transporte de aplicaciones y otro para furgonetas y vehículos de alquiler", expresó.

Para organizar la circulación en los aeropuertos, las aplicaciones móviles incorporaron nuevas funciones a sus formatos, como la colocación de señales en el piso o la implementación de estacionamientos exclusivos para conductores
Para organizar la circulación en los aeropuertos, las aplicaciones móviles incorporaron nuevas funciones a sus formatos, como la colocación de señales en el piso o la implementación de estacionamientos exclusivos para conductores

Pero no sólo los aeropuertos planifican estrategias para mitigar el tráfico, sino que las aplicaciones también suman nuevas funciones a sus plataformas. Felipe Fernández Aramburu, responsable de desarrollo de negocios para Argentina, Uruguay y Paraguay de Uber, explicó a LA NACION que la irrupción de las aplicaciones de movilidad compartida ha llevado a cambios en la infraestructuras de los aeropuertos y, además, la llegada de las aerolíneas low cost ha mejorado el acceso a los viajes en avión, pero muchas veces puede ser más caro el viaje al aeropuerto que el pasaje. "Esto puede empeorar cuando no existen redes de transporte público que conecten los aeropuertos, que suelen estar alejados de las ciudades", analizó

Entre las medidas que se incorporaron en los aeropuertos, Uber colocó señales en el piso o se implementaron estacionamientos exclusivos para conductores, por ejemplo, en el aeropuerto de Congonhas, San Pablo. También se creó un sistema de código PIN en el Aeropuerto Internacional de Portland para encontrar al conductor en el punto de recogida y tomar el primer auto disponible en una línea de espera de vehículos Uber.

Otro caso se observó en el aeropuerto de San Francisco, que estableció una meta de velocidad promedio de 24 kilómetros por hora para regular el tránsito de vehículos que circulan por el aeropuerto. Sin embargo, para alcanzar ese objetivo, el aeropuerto debía eliminar el 45% de los autos. Por eso, el aeropuerto mudó al piso de arriba casi todos los autos de servicios de transporte compartido, según consignó el New York Times.

Sustentabilidad económica

Un informe de la consultora Intervistas elaborado en base a información provista por operadores de aeropuertos de Denver, Colorado, Portland, Oregon, San Francisco, California y Washington, explicó que la llegada de las TNC en los aeropuertos generó una caída en los viajes de otras modalidades de transporte (taxi, combis, autos alquilados o transporte público). "Con la disminución de los viajes, muchos conductores eligen esperar en los aeropuertos a posibles clientes, lo que aumenta la necesidad de espacio para organizar los vehículos", detalló el informe.

Por otro lado, el escrito indicó que los aeropuertos emiten permisos y cobran tarifas a los vehículos comerciales para recuperar costos administrativos. De hecho, se estima que el acceso a los aeropuertos aporta cerca del 25% de los ingresos totales operativos en las terminales aéreas norteamericanas, según cifras del Consejo Internacional de Aeropuertos (ACI, por sus siglas en inglés). "El estacionamiento y el alquiler de automóviles son las mayores fuentes de ingresos no aéreos en los aeropuertos. Cualquier pérdida no compensada por otros ingresos sería una preocupación para la gestión de los aeropuertos, que están reconfigurando el servicio de recogida y el uso de las estructuras de estacionamiento", precisó el documento.

Algo similar señaló la consultora Lek, que expresó que los cargos de estacionamiento y acceso al suelo contribuyen una cuarta parte o más de los ingresos totales del aeropuerto. "Las TNC generan sustancialmente menos ingresos por pasajero que el estacionamiento, taxis y autos de alquiler, por lo tanto, un mayor uso de TNC puede reducir ingresos de aeropuertos", planteó Lek. En un informe propuso repensar en la "facilidad y eficiencia de llegada a la terminal, la calidad de la señalización dentro del recinto del aeropuerto, la fluidez de la circulación del tráfico, entre otras cosas". Para la consultora, la nueva movilidad aumenta las opciones y reduce el costo, pero genera incertidumbre para los operadores aeroportuarios, que continúan planificando cuáles son las mejores tácticas para sostener el negocio.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.