Al menos dos estadounidenses y una británica participaron del ataque al shopping en Kenia