Ataque cibernético contra Microsoft

El sistema del gigante de la computación fue violado por "hackers"; el FBI investiga ahora el incidente
(0)
28 de octubre de 2000  

NUEVA YORK.- El gigante del software Microsoft Corp., el enorme emporio de Bill Gates, denunció ayer que piratas informáticos - hackers - penetraron su sistema y vieron el código madre de sus programas, pero no lo alteraron.

"Está claro que los intrusos vieron algo de nuestro código madre", dijo el presidente y director ejecutivo de Microsoft, Steve Ballmer, a programadores y periodistas reunidos en un seminario en Estocolmo.

El código madre es el bloque fundamental sobre el cual se cimentan todos los programas de software, y Microsoft siempre ha tratado de mantenerlo en secreto. La empresa calificó el incidente como una "acción deplorable de espionaje industrial".

Ballmer dijo que los intrusos no modificaron ninguno de sus programas de software, lo que disipó temores de que hubieran escondido algún virus dentro de futuras versiones de productos de Microsoft.

"Les puedo asegurar que sabemos que no se ha comprometido la integridad del código madre, que no se ha modificado o alterado en forma alguna", agregó. En declaraciones previas Ballmer había dicho que los intrusos no tuvieron acceso a los programas clave o el código madre de Microsoft.

Expertos de seguridad señalaron que el incidente presagia una nueva fase, ya que los "ciberintrusos" han creado un agente de software "inteligente", llamado "gusano", que escudriña independientemente las redes en busca de información valiosa.

"Es muy efectivo, un ciberintruso no necesita penetrar una computadora por sí mismo. El gusano lo hace por él y luego le envía un reporte", dijo Mikko Hypponen, un experto de seguridad de la firma danesa de protección de datos F-Secure.

"Hemos estado pronosticando el espionaje industrial basado en gusanos por algún tiempo y parece que ahora ha ocurrido en grande", agregó.

Microsoft confirmó previamente que ciberintrusos irrumpieron en sus sistemas de computadoras y dijo que reportó el incidente a la Oficina Federal de Investigaciones de Estados Unidos (FBI, por sus siglas en inglés).

Robo de documentos

Citando fuentes cercanas, el diario Wall Street Journal informó que se creía que los ciberintrusos robaron los documentos originales de las versiones más recientes de su sistema operativo bandera, Windows, y su paquete de software Office.

Según expertos en seguridad informática, los ciberintrusos parecen haber utilizado un virus llamado QAZ, un "gusano bien conocido" que apareció originalmente en China hace varios meses, para irrumpir en los sistemas de Microsoft.

A principios del mes actual, la compañía de diseño de antivirus Symantec ya había detectado 1000 infecciones con el gusano QAZ.

"Es sumamente preocupante que Microsoft haya sido víctima de una intrusión, porque hemos tenido sistemas de detección durante tres meses y lo consideramos (al QAZ) sólo una amenaza de nivel medio, no un nuevo virus de alto riesgo", dijo Raimond Genes, vicepresidente de Marketing en Europa para la firma de seguridad informática Trend Micro.

Microsoft rehusó comentar si los intrusos robaron algo. "Microsoft está tomando medidas dinámicas para aislar el problema y para asegurar nuestra red corporativa. Confiamos en que la integridad de nuestro código madre sigue segura", dijo el vocero de Microsoft, Rick Miller.

De no ser detenido, un gusano que haya penetrado en una red infecta a otras computadoras cuando los archivos son compartidos, algo que sucede con frecuencia en lugares donde personas trabajan juntas en un mismo proyecto.

La compañía, dijo, se percató de los ataques "en los últimos dos días". Los empleados de seguridad descubrieron la intrusión después de que detectaron que varias contraseñas eran enviadas de larga distancia a una cuenta de correo electrónico en Rusia, dijo el Wall Street Journal. La compañía interpretó que eran usadas para transferir el código madre.

Contra las previsiones de los especialistas ante versiones del ataque de hackers , las acciones de Microsoft mantuvieron ayer la tendencia alcista en la Bolsa de Nueva York, y registraron un aumento del 6,3% respecto de anteayer.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.