Barack Obama llega Kenia en gira oficial y fue recibido por sus parientes

Para los analistas, este será el viaje oficial más emotivo del presidente de EE.UU.
Para los analistas, este será el viaje oficial más emotivo del presidente de EE.UU. Fuente: EFE
En el viaje más emotivo del presidente de Estados Unidos, arribó a Nairobi y fue aclamado por la gente; también visitará Etiopía
(0)
24 de julio de 2015  • 19:06

NAIROBI.- El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, arribó hoy a Kenia y dio inicio a su gira de cuatro días por el este de África.

Obama llegó a destino luego de un vuelo de 17 horas que incluyó una parada para cargar combustible en Ramstein, Alemania. En el aeropuerto lo esperaban el presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta, el embajador estadounidense en Kenia, Robert Godec, y su hermanastra Auma Obama.

A continuación, el presidente norteamericano se subió a "The Beast", la limusina presidencial, y partió hacia el hotel donde se alojará.

En el centro de Nairobi, cientos de personas se agolparon en las calles para verlo pasar, dando gritos de júbilo y agitando banderas de Estados Unidos. Tanto para Kenia como para Etiopía, la visita de Obama representa la primera de un presidente estadounidense en ejercicio.

En Nairobi, la visita de Obama se constituyó en el tema de conversación de los últimos días. Los diarios, los programas de televisión y los ciudadanos se ocuparon de los detalles del viaje, en los que Obama abordará temas relacionados con el terrorismo, la reactivación económica y los derechos humanos.

La organización Amnistía Internacional le exigió al mandatario que aprovechara su visita para llamar la atención sobre las violaciones a los derechos humanos, algunas graves, que se registran en ambos países africanos. El organismo de derechos humanos denunció que continúan las intimidaciones y la represión contra representantes de la sociedad civil y los periodistas de medios independientes.

Cena con parientes

Por la noche, Obama invitó a decenas de parientes a una cena en el hotel donde se aloja. El presidente, vestido de traje y corbata, se sentó en el centro de dos mesas largas, flanqueado por su hermanastra Auma y su abuelastra Sarah Obama, segunda esposa de su abuelo. Todos los invitados asistieron vestidos de gala.

Hacía días se venía especulando sobre un reencuentro de Obama con sus parientes kenianos.

Como el fallecido padre del mandatario estadounidense era oriundo de la localidad de Kogelo, en el oeste del país, muchos consideran esta visita como una suerte de retorno de su "hijo". Sin embargo, la Casa Blanca anunció que no está previsto que Obama visite Kogelo durante su breve estadía.

"El presidente Obama nos enorgullece porque al leer la historia de su padre uno se da cuenta de que no se puede impedir que una estrella luminosa brille por mucho que se intente taparla", dijo Cornel Rasanga, gobernador de distrito de Siaya, durante una fiesta de bienvenida celebrada en honor del presidente estadounidense. "Esperamos que estos festejos alcancen su momento culminante con la llegada de nuestro hijo", añadió.

La región de Siaya, que bordea el lago Victoria y está ubicada en el oeste del país, espera que la visita de Obama reactive su economía. "Tener a nuestro hijo al mando del país más poderoso del mundo sin duda continuará abriendo muchas puertas", dijo Rasanga. "¿Quién hubiera imaginado que este pueblo centraría el foco de las miradas del mundo?", agregó.

El gobernador de Siaya considera que la atención internacional que ha despertado la visita de Obama constituye una oportunidad para atraer inversiones, que se necesitan en forma urgente, ya que la región continúa teniendo graves problemas en materia de abastecimiento energético y mortalidad infantil. Más de uno de diez niños mueren allí antes de cumplir los cinco años.

Obama permanecerá hasta el domingo en Kenia, desde donde partirá hacia Etiopía. La visita del mandatario estadounidense a ambos países será la primera que realice desde que asumió la presidencia en 2009, pero la cuarta que hace al continente africano.

Agencias DPA y AP

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?